El Monumental quedó chico: Las falencias que mostró el estadio de Colo Colo en el duelo ante Corinthians

Falta de estacionamientos, gente de pie en las escaleras, lienzos en los acrílicos y el "improvisado" sector para visitantes, fueron algunos de los problemas que dejaron de manifiesto que el recinto deportivo necesita mejoras.

Por Pedro Marín Roldán

El estadio Monumental nuevamente quedó en deuda para un partido de alta convocatoria. Es que en la victoria de Colo Colo por 1-0 ante Corinthians, válido por la ida de los octavos de final de la Copa Libertadores, quedaron en evidencia las numerosas falencias que muestra el recinto ubicado en Macul.

Las 39.013 personas que llegaron al recinto de Pedreros para presenciar el sólido triunfo del Cacique ante el Timao, se retiraron con distintas sensaciones. Aunque existía alegría por el gran triunfo obtenido, también había insatisfacción porque la ventaja pudo ser mayor y también por los problemas que muchos tuvieron para presenciar el partido en el Monumental. 

Inconvenientes que comenzaron desde la llegada a Macul, cuando vieron que el bandejón central de avenida Marathon, que habitualmente es utilizado como estacionamiento, se encontraba cerrado con mallas y maderas por la construcción de un parque. Por lo mismo, los tacos eran interminables con hinchas buscando dónde dejar su auto, por lo que en la "desesperación", botaron las protecciones que tapan las remodelaciones.

Al interior del estadio los problemas no pararon y nuevamente se exhibieron las mismas falencias de un partido donde el Monumental está de bote a bote. Una vez más, en el sector Cordillera y Océano, donde muchos pagan un precio mayor que una galería para tener más comodidad, las escaleras, que supuestamente deberían ser las zonas de evacuación en caso emergencia, estaban repletas de hinchas viendo el partido de pie, ya que todos los asientos de los mencionados sectores, estaban ocupados y sólo quedaban disponibles los que están más cerca a la cancha, que habitualmente nadie los utiliza por tener nula o parcial visibilidad, ya sea por los lienzos que se suelen instalar en los acrílicos o simplemente por la disposición del estadio.

El improvisado sector visitante no dio abasto

Uno de los grandes problemas que tuvo Colo Colo para este compromiso, era dónde se iban a ubicar los hinchas visitantes, ya que el sector Magallanes, donde habitualmente son dispuestos los forasteros, se encuentra clausurado por las precarias condiciones que tiene y que fueron reconocidas por el propio Gabriel Ruiz-Tagle, entre ellas, por ejemplo, la poca visibilidad y no tener asientos individuales.

Por lo mismo, buscando una rápida solución que les permitiera comenzar el inicio de la venta de las entradas, la galería Caupolicán vivió una improvisada división con vallas papales, para poder ubicar a los fanáticos del Timao. Sin embargo, esa división quitó visibilidad a los fanáticos y dejó muy poco espacio.

El problema para las personas con movilidad reducida

Otra de las grandes críticas que se realizaron al estadio Monumental en el encuentro de Colo Colo ante Corinthians, fue por una fotografía difundida en redes sociales donde se aprecia a personas en sillas de ruedas, que simplemente no pudieron ver el partido por los fanáticos que estaban de pie delante de ellos. En Blanco y Negro recibieron el mensaje y se defendieron asegurando que "los afectados no se encontraban en el sector especialmente habilitado para personas con capacidades diferentes, en Océano". Un sector que tampoco cuenta con las condiciones de visibilidad.

Entendiendo todos los problemas vividos, el conjunto popular se comprometió a trabajar para que esta situación no vuelva a ocurrir.

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo