San Lorenzo estuvo lejos de merecer en cancha su paso a los octavos de la Sudamericana

El equipo dirigido por Claudio Biaggio tuvo un bajo nivel en toda la llave con Temuco y apenas hizo un gol. Sin el escritorio seguramente no avanzaban.

Por El Gráfico Chile

San Lorenzo avanzó a los octavos de final de la Copa Sudamericana tras eliminar a Deportes Temuco en la segunda fase del torneo. Una clasificación que fue celebrada por los argentinos, pero que estuvieron lejos de merecer por lo mostrado en cancha en toda la llave ante el cuadro Pije y que sólo consiguieron por el 3 a 0 que la Conmebol les entregó por secretaría tras el reclamo que interpusieron por el bullado "caso Requena".

Si el Pije ya había sido superior en la ida para conseguir un histórico triunfo en Buenos por 2 a 1, el que sólo quedará en la memoria de los hinchas por el castigo que les impusieron y que borró esa victoria para reemplazarla por una dura caída por 3 a 0, en la vuelta hicieron ver horrible a los argentinos, demostrando que merecían avanzar a la siguiente ronda.

Es que los dirigidos de Miguel Ponce fueron superiores en todo momento y pese a que el técnico de San Lorenzo, Claudio Biaggio, había dicho que no especularía con el 3 a 0 que les dieron por secretaría, eso fue precisamente lo que pasó. El Ciclón hizo poco y nada en el Germán Becker y se dedicó a aguantar los constantes ataques de Temuco, quienes, en menos de diez minutos, se habían creado tres ocasiones cantadas de gol. Sin embargo, ahí apareció la figura del arquero Nicolás Navarro, quien fue la gran figura del encuentro para sacar todos los intentos de los locales. 

Primero le sacó un cabezazo a Matías Donoso, luego un casi gol olímpico de Alfredo Abalos, y después, todo en ocho minutos, otro remate del pequeño argentino. Y si no era Navarro, San Lorenzo se salvaba por el travesaño: a los 22 minutos, Rubén Farfán sacó un tremendo remate que dio en el vertical. Mientras Temuco buscaba la hazaña, el conjunto de Boedo nada hacía y sólo aguantaba. 

El complemento tuvo la misma tónica: Navarro siguió como figura conteniendo de gran forma los intentos de Abalos y Donoso. Los minutos avanzaban y avanzaban y la esperanza de Temuco se desvanecía cada vez más. El Cuervo, por su parte, no se creaba ocasión alguna y la única que tuvieron fue a diez minutos del final, con un remate desviado de Nicolás Blandi desde la media luna del área. Y para demostrar esa superioridad, Donoso finalmente pudo romper el muro del arquero con un cabezazo.

Temuco podrá haber quedado eliminado, pero lo hicieron con la cabeza en alto. Muy por el contrario de lo sucedido con San Lorenzo, que, de no ser por "el escritorio", estaba lejos de merecer su clasificación a octavos de final de la Copa Sudamericana. A fin de cuentas, en cancha hicieron sólo un gol, el convertido en la ida cuando perdieron en su estadio por 2 a 1, y no sumaron punto alguno tras la merecida victoria que consiguió el Pije en la vuelta.

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo