Alexis se quedó sin jugar y vio desde la banca el show de Pogba en el estreno triunfal del United en la Champions

Sánchez fue suplente en la victoria por 3-0 de los Diablos Rojos sobre el debutante Young Boys en Suiza. El francés marcó dos goles, el primero al ángulo y el segundo de penal, y habilitó a Martial para el tercero.

Por El Gráfico Chile

El Manchester United parecía tener un debut accesible en la Champions League, ya que visitaba Suiza para medirse ante el Young Boys, equipo debutante en el máximo certamen europeo de clubes. También asomaba como una excelente oportunidad para que Alexis Sánchez se destapara en la actual temporada, donde aún no anota, pero José Mourinho lo dejó en la banca en un partido en el que los Diablos Rojos empezaron sufriendo pero que terminaron ganando por 3-0.

A los ingleses les costó hacer pie en el pasto sintético del Stade de Suisse de Berna y si no se vieron con el marcador en contra en el arranque fue por las notables tapadas de David de Gea y por la impericia de los atacantes locales. La falta de finiquito terminó pasándoles la cuenta a los helvéticos, quienes sufrieron en su debut en el torneo de clubes más importante de Europa.

Paul Pogba, quien después de consagrarse campeón del mundo con Francia en Rusia 2018 se ha transformado en la figura consular de los Red Devils, definió el encuentro antes de irse al descanso. Primero, con un zurdazo al ángulo que dejó sin opciones al arquero rival, a los 35', y luego, mediante un lanzamiento penal tras una dudosa mano en el área, a los 44'.

No se movió de la banca

La segunda parte bajó en intensidad, muy lejos del ida y vuelta que se vio en el primer tiempo. En eso estaban hasta los 66', cuando en un contragolpe letal, Pogba habilitó a Anthony Martial, cuyo remate se desvió en un defensa y fue a parar al fondo de la red para el 3-0 de los visitantes.

Acto seguido, con el partido ya sentenciado, Mou hizo dos cambios, pero ninguno de ellos implicó el ingreso de Alexis. Unos minutos después, el entrenador portugués realizó su tercera modificación y tampoco entró el chileno, aunque sí sirvió para mandar a descansar a su estrella francesa.

Tras ello, los suizos siguieron buscando el arco rival para llegar al gol del honor, pero continuaron fallando en el finiquito y encontrándose con la figura de De Gea. Así, el Manchester United comenzó con el pie derecho su participación en la Liga de Campeones, donde ni siquiera necesitó a Sánchez para sumar sus primeros tres puntos como forastero.

Así vivimos la victoria de Manchester United

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo