El presente del último plantel de la Roja que jugó un Mundial Sub 20

Entre los jugadores de esa nómina que jugó ese mundial en Turquía, se encuentran algunos destacados que siguen en clubes nacionales como a nivel internacional.

Por José Antonio Pineida

La selección chilena Sub 20 de 2013, comandada en ese entonces por Mario Salas, fue la última generación en participar de una cita mundial en esa categoría. Con un exitoso plantel, llegó hasta los cuartos de final y eliminados por Ghana en un apretado 4-3  que se definió en el tiempo extra.

De ese último antecedente, nacieron grandes exponentes del medio nacional como Nicolás Castillo, Ángelo Henríquez, Felipe Mora, Claudio Baeza, Valber Huerta e Igor Lichnovsky, siendo los que más destacaron por sus características y por la carrera que han seguido hasta la actualidad.

Como un ejemplo de lo anterior, de ese equipo nacieron promesas que pertenecieron a los llamados tres equipos grandes del país y, además, fueron los que inauguraron hace un par de años la denominada colonia de chilenos que acse encuentra actualmente jugando en México.

De esa plantilla del año 2013, algunos siguen siendo mencionados constantemente en la escena nacional o internacional, pero existen otros que particularmente han ido desapareciendo con el tiempo y quedando en el olvido. He aquí un compilado de esos seleccionados mundialistas.

El presente Seleccionados mundial Turquía Sub 20 2013

Darío Melo: El arquero que fue titular en ese mundial Sub 20 se ha mantenido de forma constante como jugador en Palestino. Pese a que tuvo temporadas como titular, perdió el puesto y no ha podido consolidarse de la mejor forma.

Melo Melo sigue en Palestino / Photosport

Álvaro Salazar: El meta de Colo Colo fue segundo arquero en ese torneo y después no se pudo consolidar para seguir siendo considerado por la selección. Misma situación tuvo en los albos, donde no tuvo continuidad y fue enviado a préstamo a Barnechea y Universidad de Concepción, volviendo este 2019 para ser el tercer arquero y reencontrarse con Brayan Cortés.

Brayan Cortés: El tercer arquero era uno de los más jóvenes de la plantilla y fue a ganar experiencia al torneo internacional. Luego de eso logró demostrar un gran nivel en Iquique y esto le permitió llegar a los albos, transformándose en el suplente del experimentado Agustín Orión. Ahora, pese a la vuelta de Salazar, mantendrá esa categoría y puede, incluso, ser el titular para la Copa Chile.

Felipe Campos: Tras el Mundial, el defensor siguió haciendo carrera en el ámbito local y tuvo buenas campañas en Palestino, lo que le valió  fichar por Colo Colo. Actualmente, durante el año pasado, Campos se movió entre la titularidad y la suplencia. Ahora que Mario Salas, mismo DT de aquella Sub 20, llegó al Monumental habrá que ver en qué posición queda.

Alejandro Contreras: El zaguero fue activo en esa selección y luego tuvo el mismo status en Palestino, lo que le permitió fichar en la U. Sin embargo, en el Centro Deportivo no tuvo mayor continuidad y ahora se fue a préstamo a O'Higgins.

Valber Huerta: El titular de esa defensa mundialista buscó su oportunidad en Universidad de Chile tras el Mundial, pero terminó partiendo al extranjero para buscar un lugar en el Granada. Sin embargo, sólo pudo estar en la filial y volvió a Chile para fichar en Huachipato teniendo una buena campaña que lo llevó a Colo Colo. En el Monumental no se afirmó y volvió a Talcahuano. Nuevamente brilló en el sur y ahora llegó como refuerzo de Universidad Católica, sumando pasos por los tres grandes.

Huerta Huerta está en la UC / Photosport

Igor Lichnovsky: La pareja de Huerta en ese bloque defensivo fue unos de los pilares de la selección y partió rápidamente a Europa. Ahora, milita en México y actualmente viste los colores del Cruz Azul, siendo uno de los valores destacados de la Máquina Cementera durante 2018, donde, incluso, alcanzaron la final del torneo azteca.

Andrés Robles: El defensa era una de las grandes promesas de esa selección y después del Mundial tuvo una oportunidad en el Atlético de Madrid B, pero sin mayor éxito. Así, volvió a Wanderers para posteriormente ir a Huachipato y terminar fichando como jugador libre en San Luis de la Primera B.

Cristián Cuevas: El Cimbi después de disputar ese Mundial se fue a cuanto equipo pudo encontrar en Europa y hasta probó suerte en el Chelsea. Incluso, entre medio de sus periplos europeos llegó a Huachipato y la U, pero sin grandes actuaciones. Actualmente juega en el Austria Viena.

Mario Larenas: Tras el Mundial buscó su opción en Unión Española, club donde se formó, y tuvo temporadas donde pudo jugar y otras donde no alcanzó regularidad. En 2018, partió a préstamo a Cobreloa y jugó 22 partidos como titular, pero ahora volverá a Santa Laura en búsqueda de la consolidación.

Sebastián Martínez: Cuando el mediocampista, que fue un buen valor en el plantel de Mario Salas, parecía consolidarse en Universidad de Chile siempre terminaba relegado, por lo que partió a préstamo a Huachipato. Ahora, tras dos temporadas en el sur del país, tendrá que volver al Centro Deportivo Azul para buscar una oportunidad.

Christian Bravo: El formado en la U, tuvo algunos pasos por diversos equipos del viejo continente, pero sin mayor trascendencia, por lo que retornó al fútbol nacional jugando, y donde más figuración tuvo fue en la UC.  Sus últimos clubes fueron Unión Española y San Luis de Quillota.

Nicolás Maturana: El puntero  ha tenido diversos pasos en equipos a nivel nacional. Después de jugar nuevamente por la U, donde se formó, fue a México a ser parte del Necaxa y últimamente destacó por su opaco paso por Colo Colo. Ahora fichó en Universidad de Concepción.

Óscar Hernández: Este mediocampista es uno de los que nunca pudo consolidar su carrera, cuenta con pasos por equipos nacionales de la división A y B sin lograr grandes rendimientos, más un breve periplo por territorio mexicano. Ahora está en Deportes Antofagasta.

Bryan Rabello: La eterna promesa nacional, que salió como gran figura desde Colo Colo fue a probar suerte al continente europeo (Sevilla, Deportivo La Coruña, Leganés, Lucerna), pero sin lograr revalidar sus pergaminos, por lo que siguió por uno años haciendo carrera en México hasta la actualidad. Ahora juega en Lobos Buap.

Rabello Se quedó en México / Photsport

César Fuentes: El formado en O'higgins cuenta con un solo traspaso efectuado a la Universidad Católica, por lo que lo tuvo presente dentro del plantel que se consagró bicampeón en los universitarios. No era titular en el equipo de Beñat San José.

Diego Valdés: El salido de Audax Italiano después de hacer sus primeros años de carrera a nivel nacional partió al fútbol mexicano, donde se integró a cuadros como el Morelia. Luego recaló en Santos Laguna, como fichaje estrella.

Claudio Baeza: Es uno de los que más regularidad ha tenido, sin partir del club que lo formó. Se consolidó en Colo Colo, donde levantó seis títulos. Está muy cerca de partir a Medio Oriente, desde donde lo vino a buscar Pablo Guede.

Felipe Mora: El delantero comenzó en Audax, para después pasar a la U, donde fue goleador y gran figura. Tras ello integró la colonia de chilenos en tierras aztecas, donde se encuentra jugando de buena forma en el conjunto de Pumas, tras su paso por Cruz Azul.

Ángelo Henríquez: Salió desde la inferiores de la U, en donde jugó de gran forma y despertó el interés del gigante Manchester United. En los Diablos Rojos no jugó oficialmente, y fue enviado a préstamo a Wigan y Real Zaragoza. Tras ello se fue a Croacia, donde tuvo un buen pasar en Dinamo Zagreb. Sin embargo, su nivel bajó y se trasladó a Atlas de México, donde tampoco anduvo. Se dio la vuelta larga y ahora está otra vez en la U.

Nicolás Castillo: El goleador nunca ha podido terminar de consolidarse. Tras destacar en la UC, partió a Brujas de Bélgica. Luego pasó por Mainz y Frosinone, donde fracasó. Regresó a Católica, donde fue figura en el bicampeonato de 2016. Volvió al extranjero, ahora en México, donde fue figuras de Pumas. Otra vez dio el salto a Europa, porque ahora está en Benfica, donde no se ha podido consolidar.

Castillo Castillo aún no se consolida / Photosport

Mario Salas: Posterior al Mundial, el técnico estuvo en Huachipato, Universidad Católica y Sporting Cristal, consiguiendo títulos con estos últimos dos equipos. Sus méritos y gran campaña como DT le valieron seguir consolidando su trabajo al llegar a dirigir a Colo Colo en este 2019.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo