Nicolás Jarry dio un batacazo mundial y le ganó a Alexander Zverev en Barcelona

El número 2 de Chile jugó un partido increíble ante el 3 del mundo, para seguir con vida en el tradicional torneo de Conde de Godó.

Por El Gráfico Chile

Histórico. Nicolás Jarry (81º del mundo) dio un golpe total en el circuito de la ATP, luego de dejar en el camino en un partido extremadamente tenso al número 3 del mundo Alexander Zverev, para volver a dejar a Chile en lo alto en el tenis mundial.

El número 2 de Chile dio lucha en la pista Rafael Nadal de Conde de Godó, y terminó ganando por un ajustado 3-6, 7-5 y 7-6 (5), en dos horas y 35 minutos de juego.

En la primera manga mostró su poderío el germano, porque en los intercambios cruzados el nacido en Hamburgo prevaleció, gracias a su brillante revés a dos manos, uno de los mejores del circuito, con el que dominó a placer. En las tres ocasiones que tuvo de quebrar el europeo, obtuvo dos, mientras que Jarry no tuvo ninguna chance, y fue así como se fue el parcial.

El segundo set fue más parejo, incluso en el game inicial el Príncipe tuvo dos opciones que quitarle el servicio a Zverev, aunque no tuvo suerte y terminó perdiendo sus chances.

Se fueron palo a palo hasta el undécimo juego, cuando en la segunda opción que tuvo en el game, el nieto de Jaime Fillol apretó su puño derecho, porque un revés del alemán se fue muy largo, para que el criollo se pusiera arriba en la cuenta por primera vez, y con la oportunidad de mandar el partido al tercer set.

A Jarry no le tembló la mano, porque apenas tuvo la opción de mandar todo al parcial definitivo, estuvo firme con su servicio, que le corrió mucho cuando más lo necesitaba, y sorprendió al tercer mejor jugador del mundo.

Con el partido totalmente igualado, el chileno aprovechó el envión anímico, porque con sus típicos golpes potentes de derecho y revés, sorprendió a Zverev, con un doble break incluido, para decir que las cosas estaban 3-0. Pero el alemán también tenía algo que decir, y en el cuarto juego descontó, para acercarse en el marcador.

La gran ventaja a Jarry se le fue como el agua entre los dedos, porque en el 3-2 estaba 40-15 con su servicio, sin embargo comenzó a equivocarse, a mandar sus derechos largos, y Zverev igualó la cuenta. No obstante todo era un carrusel en Barcelona, porque otra vez el chileno quebró con un potente remache que pegó en el fondo de la cancha, para decir que estaba 4-3 y break arriba.

El duelo no estaba para ninguno, el 81º del mundo una vez más desechó una hermosa posibilidad para acercarse a una victoria histórica, porque con cuatro errores no forzados "se quebró solo" y nuevamente el partido estaba igualado.

Tras ello se fueron palo a palo, hasta ir al desempate, instancia en la que el Jarry ha definido muchos partidos en la temporada. En el tie break se hizo fuerte el chileno, para ganar con un tenis ofensivo, y lograr de esta forma la mejor victoria en su carrera.

En tercera ronda se medirá con el ganador del partido entre Fernando Verdasco y Grigor Dimitrov.

Así vivimos el partido

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo