El "loco" Kyrgios no dejó títere con cabeza: Disparó contra Nadal, Djokovic y reveló sus fiestas en Acapulco

El polémico tenista australiano se lanzó con todo contra el serbio y también lanzó dardos contra el español. Además, dice que no le importa que lo silben.

Por El Gráfico Chile

Nick Kyrgios definitivamente está loco, o al menos no concuerda derechamente con lo que significa el tenis, un deporte de caballeros y que por historia siempre ha guardado las buenas costumbres.

El tenista australiano, hoy 36 del mundo, se deahogó en el podcast NCR Tennis, asociado al 'New York Times', y allí no dejó a nadie indiferente con sus declaraciones que están muy lejanas a las de un jugador normal.

"La gente que me silba y no muestra respeto así que ¿por qué iba a mostrar yo respeto? No me importa que la gente haya pagado por las entradas, ellos me van a tratar como basura de todos modos", dijo Kyrgios.

Y sobre su actitud en la cancha, a veces despreocupado y en la cual incluso ha regalado algunos partidos, fue consultado sobre si siente miedo de mostrar su mejor juego y que dando su mayor esfuerzo no pueda ganar un torneo grande. La respuesta fue contundente: "Sí, creo que hay bastante de esto en mí".

Después llegó el momento de disparar con todo, especialmente contra Novak Djokovic y Rafael Nadal. Sobre el serbio indicó que "siento que Djokovic tiene una obsesión enfermiza con querer ser querido. Siento que quiere gustar siempre a la gente, no lo soporto".

Y remató: "Djokovic puede ganar todos los Grand Slams que quiera, pero nunca será el mejor, le gané dos veces y no hice mucho esfuerzo. Él nunca será el 'GOAT' (Mejor de Todos los Tiempos) para mí".

Acerca del español, indicó que "es mi polo opuesto como jugador, se enoja mucho cuando le gano", aunque reconoció que "lo que hizo Rafa también asusta, ganó 11 Roland Garros, y adaptó su juego para ganar en césped, así que es una locura".

Finalmente, Kyrgios compartió una "perlita", ya que en el torneo de Acapulco que se jugó en febrero y el cual ganó, reconoció que se fue de fiesta todas las noches: "Si hubiera tenido una GoPro esa semana sería como una película. Salí todas las noches, me iba a dormir a las cuatro y media de la madrugada".

"La fiesta de los jugadores estaba planeada para ir todos de blanco y decidí ir de negro en una fiesta blanca, en primer lugar me puse todo negro. No sé cómo gané esa semana, me siento como un genio en la cancha", cerró.

El último show de Nick Kyrgios en Roma: sacó por abajo, le puso el trasero a una jugada, mandó una pelotas a las nubes y ganó

El excéntrico tenista australiano montó un nuevo espectáculo en una cancha, y además se dio el lujo de derrotar al ruso Daniil Medvedev.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo