Valentina Ukrow, la gran promesa chilena de ocho años que sorprende con su talento en la escalada deportiva

A los tres comenzó en este deporte y desde ese momento no ha parado de ganar medallas. No se presiona con nada y sólo quiere pasarlo bien.

Por Agencias

A muchos padres ver a su hija de tres años entreteniéndose con juguetes, un peluche o una mascota no debiera sorprenderlos, pero si esa niña sólo disfruta cuando sube por un muro de escalada quizás la preocupación podría ser mayor.

Fue el caso de Yenly Espinosa y Mike Ukrow cuando vieron que su hija Valentina trepaba sin miedo y con mucha confianza por el muro que tenía un tío de ella en su casa. Pese a su corta edad, desde el primer día que escaló nunca más dejó de hacerlo.

Hoy, con sólo 8 años, es considerada una de las grandes promesas chilenas de la escalada deportiva, pues desde que comenzó a competir nunca se ha bajado del podio e incluso el primer trimestre de este año viajó a Estados Unidos a conocer más sobre este deporte y perfeccionar su estilo, ese que la llevó a ser elegida embajadora de la marca nacional Lippi outdoor.

La verdad que la ‘Vale’ nos tiene muy sorprendidos. Al principio tuve un poco de temor por lo que hacía, pero ahora nos gusta mucho verla como disfruta. Para ella todo esto es un juego, nada más. No se presiona por ganar, sólo busca la entretención”, señala la madre de la joven deportista, quien cursa el cuarto básico del colegio San Francisco Javier de Huechuraba.

De pocas palabras, pero muy segura en lo que dice, Valentina cuenta que “nunca me gustaron las muñecas, no me entretenían. Yo sólo quería escalar, me encanta y no me da miedo, para nada…”. Ya suma más de 30 campeonatos y 25 medallas, y es tal su habilidad para subir por un muro que en los últimos torneos ha participado en la categoría de 12 años.

El 2018 compitió en cinco certámenes escolares y los ganó todos. “No me preocupa la altura. Una vez escalé un muro de 120 metros y no tuve ningún problema. Cuando estoy arriba me siento feliz, es lo único que me gusta hacer”.

Entrena tres veces a la semana durante dos horas en el gimnasio El Muro de La Reina, pero sin descuidar sus estudios. “La ‘Vale’ todo lo hace con mucha energía. Le va muy bien en el colegio y también le dedica bastante tiempo a la escalada. Y si bien ha demostrado mucha capacidad en este deporte, nosotros como padres no la vamos a presionar con nada, queremos que sea algo lúdico”.

Lo mismo piensa Valentina al asegurar que “nunca me pongo nerviosa por ganar, si no logro sacar el primer lugar no quedo triste. Vendrá otro campeonato para poder ganarlo”.

Finalmente, Yenly envía un mensaje: “Ojalá que lo que está haciendo mi hija pueda ser un ejemplo para otros niños, ya que cuando existen muchas ganas por conseguir algo las cosas se obtienen más fácil. Esperemos que su pasión por la escalada no se le termine nunca…”.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo