¿Por qué Guyana y Surinam no juegan la Copa América?

Catar y Japón disputan el torneo de selecciones de Sudamérica para completar 12 equipos, pero perfectamente se podría llegar a ese número con países del subcontinente. La Concacaf aparece en el baile.

Por Juan Ignacio Gardella

Se llama Copa América, pero, en realidad, su nombre debería ser "Copa Sudamérica". Los países que históricamente juegan este certamen son todos de la parte austral del continente y suman 10, por lo que, desde 1993, se recurre a dos invitados para conformar tres grupos de cuatro equipos.

Sin embargo, el torneo podría tener perfectamente una docena de cuadros participantes sólo con naciones del subcontinente. Hablando en términos geográficos, al territorio sudamericano también pertenecen Guyana y Surinam.

Lo cierto es que estos dos nunca han formado parte de la Conmebol, que se creó en 1916 y que tuvo como miembros fundadores a Argentina, Brasil, Chile y Uruguay. Con el correr de los años se fueron sumando las demás asociaciones, con Venezuela como última en integrarse, en 1953.

Mientras los guyaneses se independizaron de Gran Bretaña en 1966, los surinameses hicieron lo propio con los Países Bajos en 1975. Por esas fechas, decidieron unirse a la Concacaf, que agrupa a los combinados de Norteamérica, Centroamérica y el Caribe.

El factor cultural

Michael Boys es, quizá, el chileno que más sabe del teje y maneje del fútbol mundial. Por ello, vale le pena conocer su respuesta, la cual va por el lado de la lejanía en términos culturales de Guyana y Surinam respecto a sus pares sudamericanos.

"Son países que siempre se han orientado al Caribe", comenta el funcionario de la FIFA. "Es un tema cultural: son naciones que históricamente se han considerado de allá por inmigración, lengua, colonización, etcétera. De ahí, cuando se formaron las confederaciones, la asociación fue natural", complementa.

¿Por qué Catar y Japón juegan la Copa América? "Porque se invitan selecciones que tengan mercados relevantes e interés deportivo", aclara.

 

El factor competitivo

Alfredo Asfura es el chileno con más experiencia en los asuntos del fútbol mundial y continental. El ex director del comité ejecutivo de la Conmebol aporta a la discusión con el aspecto cualitativo, pues el organismo sudamericano tiene estándares de aceptación más altos que los de su par del centro y norte.

"Esto pasó por el factor competitivo. Esas naciones casi no tenían competencia en sus torneos internos", explica el especialista. "Allá hay tantas islas, que hay mucha disparidad entre unos y otros", agrega.

En el sitio web de la FIFA se corrobora este argumento. "Basándonos en nuestro nivel de desarrollo, optamos por adherirnos a la Concacaf, donde existen países con diferentes niveles", reconoció en el 2004 el secretario general de la Surinaamse Voetbal Bond, Ewald Gefferie, quien añadió que "hemos considerado igualmente la posibilidad de participar en las competiciones sudamericanas, pero debido a nuestra calidad de juego actual no nos pareció adecuado enfrentarnos a esos gigantes".

Esto podría ser muy distinto, porque en esa publicación, cuyo título es "Surinam: Buenos talentos, malos resultados", se mencionan algunos cracks nacidos en ese territorio o descendientes directos. Anote: Edgar Davids, Patrick Kluivert, Clarence Seedorf, Ruud Gullit y Frank Rijkaard.

¿Guyana? No aparecen nombres tan rimbombantes, pero en marzo de este año, los guyaneses consiguieron su primera clasificación a la Copa Oro, donde el martes perdieron en su debut por 4-0 ante una de las dos potencias de esa confederación, Estados Unidos.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo