Nathalie Quezada, goleadora de Colo Colo femenino: "Es un orgullo poder jugar en la cancha principal del Monumental"

La delantera de las albas conversó con El Gráfico Chile sobre la primera rueda del campeonato, la posibilidad de ser locales en su propio estadio igual que el equipo masculino y la creciente rivalidad con Santiago Morning, equipo con el que pelean palmo a palmo la punta del torneo.

Por Nicolás Valenzuela

Corría el año 2008 cuando en Chile se encendió una de las primeras llamas del fútbol femenino. El Mundial Sub 20 se jugaba en el país y, junto con dejar la red de estadios Bicentenarios, también mostró a jugadoras destacadas como Christiane Endler, Karen Araya y Nathalie Quezada.

Las tres jugaron juntas en el Colo Colo campeón de la Copa Libertadores en 2012, además de ser parte de la selección adulta que consiguió el vicecampeonato de América en 2018 y el histórico paso al Mundial de Francia 2019. Pero mientras Endler y Araya hicieron parte de su carrera en el extranjero, Quezada es una de las referentes de las albas que pelean palmo a palmo la punta del Campeonato Nacional con Santiago Morning.

"Para mí jugar un Mundial en tu país es lo máximo, pero poder clasificar por mérito propio es aún más satisfactorio. A nosotras el 2008 nos invitaron, como locales eramos parte del Mundial, en cambio ahora, jugamos cada partido para poder clasificar a Francia que era el principal objetivo", recuerda con orgullo Quedaza en conversación con El Gráfico Chile en las canchas de entrenamiento del Estadio Monumental.

La delantera, eso sí, no estuvo entre las 23 convocadas por José Letelier para la Copa del Mundo. "Me gustaría estar en la selección, a toda jugadora le gustaría. Yo tengo que hacer las cosas bien en Colo Colo y después si el profe lo necesita, o lo estima conveniente, se va a dar y yo daré mi 100% para aportar", afirma Quezada.

Por ahora la autora de un doblete ante Universidad Católica en la última fecha de la primera rueda del torneo está enfocada en el cuadro de Pedrero y asegura que "es un sueño salir al extranjero, si se da yo feliz de salir y cumplirlo. Pero para eso tengo que hacer las cosas bien acá y, si no se da, seguiré feliz en Colo Colo".

Quezada Entrenando en las canchas secundarias del Monumental / Felipe Escobedo

El fin de la primera rueda

La goleadora de las albas con 11 tantos hace un balance sobre lo que han sido las primeras 13 fechas del campeonato nacional femenino. "A nivel personal me he ido superando de a poco, cada vez trabajando más", dice Quezada, algo similar al balance grupal que hace y agrega como una de sus virtudes que el equipo "se ha ido rearmando a pesar de la salida de hartas niñas".

Si bien terminaron la primera rueda con 37 puntos de 39 posibles, el mayor logro que obtuvieron las dirigidas por Carlos Véliz fue jugar dos partidos como locales en el Estadio Monumental. "Para mí es un orgullo poder jugar en la cancha principal del Monumental. Esperamos que no sea una sola vez, sino cada vez que seamos locales y cada vez traer una mayor cantidad de público", dice Quezada.

A pesar que durante el torneo golearon 13-0 a Cobresal, 1-9 a Antofagasta, 8-0 a Santiago Wanderers y 6-0 a Universidad de Concepción, Quezada asegura que cada día se ha ido igualando el campeonato, ya que "antes goleábamos, no sé, 30-0, entonces ahora hay partidos como con el Chago donde cada vez es más apretado nos toca perder, empatar, pero cada vez es más igualado (empataron 0-0 en la novena fecha). La segunda división ayuda también, porque a medida que vaya creciendo el fútbol femenino, para nosotras mejor. Es más competitivo y cuesta más marcar, entonces eso nos permite estar más concentradas".

El clásico con Santiago Morning

El único partido que no ganaron Colo Colo y Santiago Morning fue el que jugaron entre ellas. "El fútbol masculino es distinto. Jugar con el Morning en masculino no es lo mismo que nosotras. En este momento somos las dos punteras, nos separan la diferencia de goles y en eso nos mentalizamos nosotras día a día, hacer bien nuestro trabajo para superarlas", analiza Quezada sobre la rivalidad deportiva entre ambas instituciones.

"Un clásico siempre es un clásico. Se vive de una manera diferente. Cada vez que nos enfrentamos con la U nos preparamos para un clásico. Pero ahora, en el femenino, también es con Santiago Morning, porque nos cuesta un poco más ganarles", reconoce la ariete, que agrega que en la última fecha ante la UC también prepararon el partido como un clásico, "aunque nosotras salimos a ganar todos los partidos por igual".

Sobre la rivalidad de las bohemias con el cuadro de Macul, Quezada destaca que es deportiva, ya que en el fútbol femenino aún siguen luchando todas juntas por profesionalizar la actividad. Por lo mismo la mundialista sub-20 en 2008 se refiere a las palabras de Karen Araya en El Gráfico Chile sobre la importancia de tener la posibilidad de entrenar todos los días, tal como lo hacen en Colo Colo.

"La Karen estuvo acá, afuera, entonces sabe de eso. Pero a parte de hacer más profesional esto, también necesitamos más apoyo. Por ejemplo, que estén pendiente de nosotras, que si se juega de local que sea en el estadio, así va creciendo más nuestro fútbol", cierra Quezada antes de partir al entrenamiento nocturno en la cancha lateral del Estadio Monumental.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo