A dos años de la noche que todos queremos olvidar: Juan Antonio Pizzi, ¿héroe o villano de la Roja?

Este jueves se cumplen dos años del 3-0 que Brasil le propinó a Chile para dejarlo fuera del Mundial de Rusia, lo que desencadenó el quiebre entre Bravo y Vidal. ¿Cuál será el juicio histórico a Macanudo, cuyo proceso finalizó ese día?

Por Juan Ignacio Gardella

Este jueves se cumplen dos años exactos de una de las jornadas más tristes en la historia del fútbol chileno. Cuando todo indicaba que la Roja llegaría al Mundial de Rusia 2018 con honores y con hambre de más gloria, formada por una Generación Dorada que ya se había sacado la mochila de ganar un título y que le agregó un segundo, el camino se torció.

Derrotas en casa ante Paraguay y afuera contra Bolivia, y una agónica victoria en Santiago sobre Ecuador, llevaron a que la clasificación tuviera que ir a buscarse a Brasil. La Verdeamarela no tuvo piedad con la selección chilena y la venció por 3-0, resultado que, sumado a otros marcadores, uno de ellos bastante sospechoso, terminó sentenciando al cuadro de Juan Antonio Pizzi.

Tan amargo como el desenlace de esas Eliminatorias fue lo que vino recién concluido el partido. La mujer de Claudio Bravo publicó un mensaje en las redes sociales acusando indisciplinas en el plantel criollo, con Arturo Vidal como destinatario indirecto, mientras que, unas horas después, la suegra del arquero apuntó al Rey con nombre y apellido, quebrando el camarín histórico.

Ese conflicto duró hasta esta semana, cuando ambos referentes volvieron a encontrarse en una concentración del Equipo de Todos. Todo arrancó esa noche en el Allianz Parque de Sao Paulo, el 10 de octubre del 2017, que marcó el fin de la era de Macanudo, más allá de que éste se consumó días más tarde con una carta que poco explicó el derroche de esas Clasificatorias.

Roja Pizzi en su último partido al mando de la Roja / AgenciaUno

El juicio histórico a Macanudo

Uno que sabe de juicios históricos siendo seleccionador chileno es Claudio Borghi. El argentino, quien no pudo completar su proceso rumbo a Brasil 2014, analiza lo ocurrido en el camino a la Copa del Mundo del 2018, poniendo énfasis en lo realizado un año antes en el mismo suelo ruso.

“Lo de Rusia fue bastante complejo, porque es una realidad que Chile tenía la posibilidad de clasificar a otro Mundial. Hay que evaluar de quién es la responsabilidad de haber llevado a todos los titulares a la Confederaciones, porque estaba la opción de ganar otra copa”, indica el Bichi. “Eso descompaginó el rendimiento de los jugadores”, agrega.

Respecto a Macanudo y a cómo lo recordarán las futuras generaciones, el ex DT de Colo Colo advierte que “si levantas muchas otras copas, se va a decir que fue algo no tan importante, pero si nunca ganas otra, dirán que la última la ganó Pizzi, en una ocasión especial. Eso lo dirá el tiempo”, vaticina, para luego añadir sobre el santafesino que “no sé si lo quieren o no. No habló ni se relacionó mucho, pero los que lo conocen dicen que es muy agradable y cercano. Yo no lo conozco tanto, lo saludé una sola vez, pero de la forma en que se fue, sin dar declaraciones, lo hace un tipo más lejano para la gente”.

En cuanto a esto último, complementa. “Me parece que se necesitaba otro tipo de despedida, de ver, evaluar y sentir las sensaciones que él tenía con respecto a lo que había pasado, lo bueno y lo malo, pero se fue sin explicar esto y ahí está el problema mayor”, critica el hoy comentarista.

Elías Figueroa, para muchos el mejor futbolista criollo de todos los tiempos, también proyecta la discusión histórica. “Siempre las personas tienden a recordar lo malo. Típico que van a decir que logró un título, pero que no clasificó”, pronostica el otrora defensa.

Más allá de lo anterior, Don Elías opina “que tiene que ser considerado como un buen técnico”. “Es de esperar que ganemos algo más adelante, pero, por ahora, el último es él”, cierra.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo