logo
El Gráfico Chile
/ Getty / Getty
El Gráfico Chile 24/01/2021

Santiago Cañizares define a Rafa Benítez, quien vuelve a la órbita de la Roja: “Digamos que se quiere mucho a sí mismo”

El candidato número uno de la Anfp se fue de China y aparece otra vez como opción. El arquero del histórico Valencia dirigido por el español describe al DT, quien también suena en el Celtic.

Dentro de la enorme cantidad de candidatos que han surgido para reemplazar a Reinaldo Rueda en la banca de la “Roja”, sólo uno ha sido reconocido con nombre y apellido por Pablo Milad. “Hay un listado que se evalúa uno a uno, se descartó el primero, que es Rafa Benítez, muy cercano con Francis Cagigao, pero tiene contrato vigente en China por un año más, la cláusula de salida es muy alta y se aleja de la realidad del fútbol chileno”, explicó el presidente de la Anfp el 5 de enero, agregando que “mostró un gran interés de venir el día de mañana, es una tarea pendiente que tiene dirigir una selección”.

Bueno, si realmente estaba tan interesado en comandar a un combinado nacional, su deseo ahora podría cumplirse. El sábado, el experimentado DT español se fue del Dalian Yifang chino, por lo que está libre y no habría que desembolsar dinero para traerlo.

Si bien asoma como opción en el Celtic de Escocia, también vuelve a aparecer como carta para la Selección. Por eso, contactamos a Santiago Cañizares, arquero del histórico Valencia que ganó dos títulos de la Liga y una Copa Uefa bajo el mando de Rafa.

Te pido un comentario sobre Rafa Benítez. Tú debes ser uno de los jugadores que más lo conocen…

—Es un tipo de gran contenido táctico, líder dentro de un grupo. Será fundamental el equipo técnico que le acompañe.

¿Lo calificarías como defensivo u ofensivo?

—Equilibrado.

¿Crees que se adaptaría a un fútbol totalmente distinto como el sudamericano?

—Sí, tiene capacidad de adaptación, pero también tiene más ideas poco flexibles. Es muy seguro de sí mismo.

¿Qué recuerdo tienes de él como persona, más allá de como DT?

—No es fácil definirle. Tengo una buena relación, fueron unos años maravillosos, pero como entrenador tiene sus cosas…

¿Es complicado en el trato?

—Digamos que se quiere mucho a sí mismo.