logo
El Gráfico Chile
 /
El Gráfico Chile 21/04/2021

Ramón Arias le hace el quite a la maldición de la “U” en el Monumental: “mochila y presión ninguna, es un partido de fútbol”

Defensor azul no cree que salgan a la cancha pensando en los años sin vencer en Macul. “Debemos preocuparnos para llegar de la mejor manera”.

Con la confianza que les dio el haber ganado su último partido del Campeonato Nacional frente a Unión Española, en Rancagua, en Universidad de Chile miran optimistas lo que será su presentación del próximo domingo ante Colo Colo, en el estadio Monumental.

Si bien los azules cargan con el peso histórico de no poder ganar en el reducto de Macul desde el 9 de septiembre de 2001, en el camarín universitario la cabeza está puesta en hacer un buen partido ante los albos más que en la urgencia de sumar los tres puntos para acabar así, con una maldición que podría elevarse a las dos décadas este domingo de no celebrar en el Monumental.

Uno de los que llevó la bandera en esta postura azul fue el defensor Ramón Arias, uno de los refuerzos que llegó esta temporada a la tienda laica.

“Mochila y presión ninguna. Es un partido de fútbol en el cual podemos hacer un gran partido. Debemos preocuparnos para llegar de la mejor manera, para hacer un gran partido, con los objetivos claros y seguir ahí en el torneo”, señaló el uruguayo, uno de los titulares en la oncena que Rafael Dudamel tiene prevista para enfrentar a Colo Colo desde las 17:00 horas.

“El profe es el cabeza de grupo y nosotros como jugadores lo respaldamos. En la cancha debemos defender a muerte la idea que tiene él. Hay que bancarlo, cada equipo lleva su proceso”, se apresuró en afirmar Arias, quien espera que ante el Cacique se prolongue parte del buen juego que, muy a ratos, se apreció frente a Unión Española.

“Cada uno sabe sus capacidades. Como grupo estamos al debe y somos muy conscientes. Sabemos que hay que corregir muchas cosas, en cuanto al juego nuestro hay que tratar de no saltarnos las líneas y ser ordenados. No hay que salirse del libreto”, cerró.