La carrera de Borghi está marcada por sus constantes amagos de renuncias

El DT de la Selección ha vivido varios episodios controversiales en su carrera como entrenador, tanto en Argentina como en Chile.

Por

Imagen foto_0000000220121016194246.jpg
¿Se irá el Bichi de la Roja? (Foto: Photosport)

Ad portas del duelo entre Chile y Argentina en el Estadio Nacional, muchas han sido las voces que señalan que Claudio Borghi, de obtener un mal resultado hoy por la noche, renunciaría a la banca de la selección nacional.

Sin embargo, esta no sería la primera vez que el Bichi dejaría algún equipo. En casi todos los clubes que ha dirigido, Borghi no ha terminado de cumplir sus tiempos de contrato.

Su primera incursión como estratega fue en Audax Italiano en el año 2003. El 26 de abril de aquel año, cuando el equipo itálico se ubicaba en el segundo lugar de la tabla de posiciones y era uno de los equipos sensación del torneo, el Bichi presentó de forma sorpresiva su renuncia a la dirigencia audina, argumentando que no se le entregaban las condiciones mínimas de trabajo para un equipo de Primera División.

Los argumentos de Borghi habrían sido fundamentados en el mal estado del campo de juego del antiguo estadio de la Florida y en las malas condiciones de los campos de entrenamiento.

Sin embargo Valentín Cantergiani, en ese entonces presidente de la entidad de colonia, lo convenció para que reconsiderara su decisión, y el argentino siguió como técnico de Audax hasta fines de 2005, fecha en la que finalmente le ofrecieron ser técnico de Colo Colo.

El 15 de diciembre de 2005 Borghi asumió como técnico del Cacique. Pero después de cumplir uno de los ciclos más exitosos de la historia de los albos, con un tricampeonato y una final de Copa Sudamericana en el currículum, el 28 de mayo de 2008 renuncia a la banca popular, argumentando un desgaste en la relación con la dirigencia de Colo Colo, sumado a supuestos problemas personales.

Luego de su exitoso ciclo por Macul, Borghi asumió como entrenador de Independiente de Avellaneda, cumpliendo uno de sus peores ciclos como entrenador, en el que sólo alcanzó a estar cerca de tres meses.

En un principio, en septiembre de 2008 había amenazado con renunciar a la banca roja, argumentando que los jugadores no entendían la simpleza que él pedía dentro de la cancha. “Si soy el problema no tengo inconvenientes en dejar el cargo”, argumentaba en aquel entonces el Bichi.

Finalmente, el 6 de octubre de 2008, un mes después de amenazar con dejar la banca de los Diablos Rojos, y luego de tres derrotas consecutivas, renuncio a Independiente tras perder por 1-0 ante Huracán. En su reemplazo llego Miguel Ángel Santoro.

El 26 de mayo de 2009, Claudio Borghi asume como técnico en la banca de Argentinos Juniors. Ahí tuvo uno de sus momentos más felices como técnico, sacando campeón a los Bichos Colorados después de 25 años en el Clausura 2010, levantando la copa en el estadio de Huracán en Parque Patricios el 16 de mayo de aquel año.

Dos días después de obtener el título con Argentinos,  decide no renovar su contrato con los de La Paternal, tras ofrecer una suculenta oferta para dirigir a Boca Juniors. Pedro Troglio asumiría el lugar que dejó el Bichi en Argentinos Juniors.

En la entidad Xeneize sólo alcanzó a estar seis meses sentado en la banca, tras perder el superclásico argentino frente a River Plate en el Monumental de Núñez en el apertura de aquel año por 1-0, con gol de Jonathan Maidana de cabeza, luego de ese cotejo Borghi presentó su renuncia a la banca de Boca Juniors.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo