Salas y la Rojita: "Quiero coraje y que estén convencidos en realizar algo grande"

El flamante técnico de la Sub 20 conversó con El Gráfico para analizar sus desafíos y tareas que tendrá con la Selección.

Por

Imagen foto_0000000120121129080744.jpg
Salas llegó en reemplazo de Fernando Carvallo. Crédito: Agencia UNO

Por Raúl Toledo

Tiene el tiempo en contra, pero mantiene la compostura y la tranquilidad. Se nota que está convencido en sacar la tarea adelante y devolver a un combinado juvenil chileno a lo más granado en la esfera internacional. En un par de días, Mario Salas dio un nuevo paso en su meteórica carrera como entrenador. Estuvo en las series menores de Everton, club donde se formó como jugador profesional, y logró sumar experiencia. Todos sus pergaminos los sumó con Barnechea FC. En el cuadro precordillerano, el ex volante de corte ascendió de la Tercera División a la Primera B en 2011 y esta temporada estuvo a punto de replicar la hazaña de Fernández Vial, pero desperdició la oportunidad de llegar a la máxima categoría del fútbol nacional en la final de campeones ante Ñublense y en la Liguilla de Promoción con Cobresal.

La frustración apareció sólo por momentos y el viñamarino sacó toda la garra al igual que en 1986, donde defendió los colores de los Cóndores  -como scrum half- en un Sudamericano de rugby juvenil perdiendo ante los Pumas de Argentina. Jugando con la ovalada, Salas sacó a relucir valores como el apoyo, el esfuerzo, la responsabilidad y la fortaleza. Todo ello lo buscará replicar en la Rojita Sub 20, que tiene como principal misión: obtener un pasaje al Mundial de Turquía en 2013.

Mario… ¿Qué lo motivó a llegar a tomar la conducción de la Sub 20?
El desafío de llegar a una selección siempre es lo que cualquier profesional desea. En mi caso, la opción se planteó en forma rápida y no lo pensé dos veces. Vengo de hacer una gran campaña con Barnechea y confío en mis capacidades. Sin duda, que el proceso con la Sub 20 requerirá dedicación completa, mucho profesionalismo, inteligencia, capacidad para poder lograr una identidad, una forma de jugar, que esté acorde a nuestros pensamientos.

Con tan poco tiempo para trabajar ¿cómo se afronta el desafío de enero en Argentina?
Entrenando, trabajando harto y sé que la planificación debe ser precisa, acorde a lo que queremos lograr. Planteados los objetivos tenemos que dar los pasos en forma segura, para conseguir la clasificación a la próxima etapa del Sudamericano y luego ganar un pasaje al Mundial de Turquía.

¿Y qué sello buscará plasmar en el equipo juvenil?
Será una versión muy aguerrida y tendrá mucha similitud a lo que realicé en Barnechea. Esa es solamente una de las características que buscaré impregnarles a mis jugadores. Quiero que tengan coraje y estén convencidos en realizar algo grande. Y sé que podemos.

¿Ha sostenido alguna conversación con los jugadores que están en el extranjero?
La verdad es que no tengo porqué realizar ello. Me gustaría que todos estén a disposición, pero eso de estar llamando jugadores en forma personalizada no es de mi estilo.

¿Su listado partirá sobre lo realizado por el ex técnico, Fernando Carvallo?
Es lo más lógico, porque él tuvo mucho más trabajo con los jugadores y logró tener mayor contacto con ellos. Creo que por ahí partirá la elección de jugadores para el Sudamericano. Fernando es una persona que es muy similar a mis gustos futbolísticos y creo que la gran mayoría debería ser a lo que hizo él. Mi trabajo partirá de lo bueno que hizo él. Espero a partir de lo realizado anteriormente impregnar una identidad.

Es casi un hecho que Jorge Sampaoli será el DT de la Roja adulta, ¿el proyecto de la Sub 20 será paralelo o congeniará en algo con lo proyectado por el argentino?
Me han consultado infinitas veces por ello y no sé porqué tengo que hablar previamente con él. Tampoco sé si llegará a la Selección. Lo único que puedo decir es que me atrae su estilo de juego y hay que ver si en un futuro nos podemos complementar, aunque quiero impregnar mi sello propio.

La Roja desde el 2007 que no logra nada importante en las series juveniles, ¿eso es una presión extra pensando en el futuro o no?
El gran desafío que tengo es hacer equipo y que esas individualidades funcionen como equipo. Nuestra misión es que Chile juegue como equipo y sólo me preocupa el funcionamiento colectivo antes que las individualidades. Nosotros tenemos que ser capaces de derrotar a Argentina, salir de igual a igual con Brasil. Tenemos hambre de hacer algo importante y el enfoque de mi trabajo va a conseguir algo importante para el país.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo