Columna de Colo Colo: Los que llegan

Un análisis de los refuerzos del Cacique para la temporada 2013, por Ricardo Benavente en la nueva columna de Colo Colo de Todos

Por

Imagen foto_0000000120121231133308.jpg
Eduardo Lobos volvió a ponerse los colores de Colo Colo en la pretemporada. Foto: Agencia UNO

Por Ricardo Benavente

@RicardinhoGauch

Columna del Movimiento Colo Colo de Todos

FB Colo Colo de Todos

@ColoColodeTodos

Eduardo Lobos

Un “campeón en la quiebra” vuelve a casa. Luego de varios años en el fútbol ruso, y pasos por Wanderers y Unión Española en su retorno al país, por fin arriba a Macul. La lógica indica que será el portero titular de Colo Colo 2013, en un puesto que en los últimos años ha tenido muchos postulantes. Lobos predica un estilo sobrio: lo primero es la buena ubicación y luego, solo si es necesario, viene la volada o una ágil reacción. Seguridad de manos y muy buen juego con los pies, quizás el mejor del Torneo Nacional junto a Felipe Núñez (otro formado por el gran Julio Rodríguez). No es de rifar el saque de meta, prefiere salir jugando con sus compañeros. Se le puede criticar algo del juego aéreo a pesar de su buena estatura (1,87 m) y también ha parecido algo más grueso del ideal, tarea para Fleitas. No es de gritar ni ordenar mucho a sus compañeros, a veces su bajo perfil es excesivo, y le hemos visto tener responsabilidad en algunos goles. Sin embargo, la balanza suma mucho más de lo que resta, por lo que no debiera tener problemas para por fin solucionar el problema del arco del cacique. Entrega confianza.

Mirko Opazo

21 años tiene este lateral-volante que regresa de préstamo tras una buena temporada en Palestino. Buena técnica y desborde. En las series menores fue delantero, por lo que tiene distintos recursos ofensivos, aunque en la fase defensiva le falta agresividad en la marca, cuestión que aún tiene tiempo para trabajar y mejorar. Pudimos verlo en el 0-3 del Clausura recién pasado, donde a pesar de la goleada sufrida mostró varias facetas interesantes. Le juega muy en contra la sobrepoblación en el puesto: es bastante difícil que vea minutos, quizás hubiera sido mejor otro préstamo.

Boris Rieloff

De buen Clausura con Iquique, vuelve por una revancha a Pedrero. Sabe que en su puesto hay bastante competencia (Fierro, Fuenzalida, Opazo y Matías Gutierrez), pero tiene a su favor una mayor capacidad en la marca, altura y grandes zancadas para trepar por el carril derecho, mientras le perjudican deficiencias técnicas ya sea a la hora de controlar un balón o tirar un centro. De todas formas, creo que será un aporte.

Sebastián Toro

Otro formado en Macul con buena temporada 2012. Fue a Iquique en búsqueda de una madurez mental y futbolística que asegura haber encontrado. Viene con sed de revancha y es el principal candidato a ser el defensor central por izquierda, a perfil cambiado, posición que ocupó en el norte. Labruna sigue en la búsqueda de un zurdo para el puesto, por lo que podría disputar con el capitán Mena un lugar en la derecha de la línea de 3. Conocemos su juego agresivo y vehemente, a veces en forma exagerada. Su agilidad y velocidad se han echado de menos en las últimas zagas albas. De pierna fuerte, es de esperar que se dedique a jugar y no a polemizar con árbitros y rivales.

Emiliano Vecchio

Para muchos el mejor del Clausura, haciendo participar a sus compañeros y habilitando con precisión. Conductor dueño de una excelente caja de cambios, a veces parece lento por su envergadura pero cuando arranca es difícil que lo tomen. Muy buena técnica en la conducción del balón, con algunas imprecisiones en los pases largos. En parte por eso, prefiere tocar cerca e ir a buscar. Tiene fama de lagunero como la mayoría de quienes lucen en su puesto. Condiciones tiene de sobra, es de esperar que la parte sicológica lo ayude a rendir lo que el cuerpo técnico y todo el pueblo colocolino esperamos.

Emilio Hernández

El refuerzo más comentado del verano. Su pasado azul no nos es indiferente, mucho menos las fotitos burlescas. No empieza de cero con la gente, tendrá que ganársela a punta de trabajo y buenos rendimientos. Futbolísticamente, es un zurdo que usa bastante la derecha, cosa históricamente poco común, lo que le permite ser sorpresivo al girar y enganchar. No es presa fácil para los defensas rivales. Es productivo cuando juega con libertad y se entretiene, como contra Colo Colo en Santa Laura. Cuando se encasilla en una posición se vuelve más predecible y pierde sorpresa y efectividad. La gran duda es de qué lo usará Labruna. Dificilmente será el suplente de Vecchio, creo que más bien llega a reemplazar a Jean Paul Pineda y será utilizado como abrelatas, en punta, cuando la situación así lo requiera, o quizás también como un tercer delantero.

Aún pueden y deben llegar más refuerzos, pero quedo más optimista que en las últimas temporadas. Labruna ha sido enfático en que le falta un central zurdo, un lateral izquierdo que apure a Domínguez, un volante defensivo, urgente (¿seguimos soñando con Lorenzo Reyes?), y un centrodelantero. Con un equipo a su medida, esperemos que el argentino corte esta sequía que se extenderá ya por cuatro años.

Formación tipo:

Eduardo Lobos

Cristián Vilches

Luis Mena —      Sebastián Toro

(Leandro Delgado)        (Refuerzo)

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo