Johnny Herrera se confiesa: "Para nadie es fácil que 50 mil personas te griten asesino"

El arquero habló con el programa El Informante de TVN, donde abordó el accidente que le provocó la muerte a Macarena Casassús.

Por

 

Imagen foto_0000000120130709220311.jpg
Johnny Herrera se confesó tras el juicio / Crédito: TVN

Hace varios días el guardavalla de Universidad de Chile habló en el CDA para confirmar su permanencia en el club a raíz de las ofertas del extranjero que habían aparecido por él, específicamente de San Lorenzo de Argentina.

Eso sí, en aquella oportunidad Johnny Herrera, no quiso tocar el tema de la sentencia recibida en el juicio de Macarena Casassús. Este lunes por la noche, en el programa El Informante de TVN, el seleccionado nacional dio una entrevista para cerrar definitivamente una dura etapa que se viene extendiendo desde el fatal accidente ocurrido en 2009.

“No soy actor, es duro recordar ese momento, que es sin duda el más difícil que me ha tocado vivir en mi vida y en la de mi familia junto con la muerte de mi hermano mayor”, comentó sobre quienes pensaron que para el día de su declaración, cuando se quebró y se mostró evidentemente afectado en Tribunales, todo era parte de una estrategia en su defensa.

“Obviamente estoy arrepentido y no se lo deseo a nadie. Es una pena muy grande que uno tiene que superar. Es triste que me haya tocado estar en ese lugar y a esa hora, pero hay que aprender a vivir. Le escribí una carta de mi puño y letra a la familia (de Macarena Casassus) y se las quise hacer llegar, pero sus abogados no quisieron, no aceptaron nada.”, agregó el portero.

Sobre la reapertura del caso, en septiembre del año pasado, y sobre su supuesta licencia falsificada, Herrera apuntó que “no fue tal, la tuve extraviada un año y recién cuando me cambié de casa, mi nana encontró la que estaba botada. Se me ocurrió mostrarla y ese fue el grave error. La guardé porque tenía el pelo largo”.

Herrera también explicó por qué decidió conducir el 18 de septiembre en Maitencillo, cuando fue detenido nuevamente, diciendo que “fue un grave error que cometí, pero estaba en el ’18’,  con días libres y muchos amigos. En ese minuto era yo la persona más indicada y era mi vehículo, además que estábamos en un lugar complicado y la amiga con la que andaba no sabía manejar”.

El padre de la joven, tras conocerse el castigo del futbolista, se lanzó en picada contra la dirigencia de la U haciendo alusión a supuestas manos negras. “Detrás mío hay un equipo de fútbol, pero en este caso lo asumí todo solo. No pedí abogados al club, no pedí ningún peso, si bien es cierto hubo un apoyo moral, en rigor fue absolutamente un proceso que viví sólo con mi familia y amigos”.

Respecto a los gritos que cada vez que juega en una cancha del país debe escuchar respondió: “En un principio me costó, para nadie es fácil llegar a un estadio y que 50 mil personas te griten asesino. Una vez jugando por Everton contra Colo Colo, perdimos 3-0, y terminé llorando porque todo el segundo tiempo me gritaron. No se porqué, pero estuve preparado para afrontar estas situaciones que me tocaron vivir, pero mi entorno no”. 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo