La fórmula de Martín Lasarte que explica el buen momento de la UC

El DT optó por renovarles las oportunidades a sus jugadores y acá te mostramos algunas de las cifras en los 73 partidos dirigidos por el uruguayo.

Por

Por Demid Herrera
@DemidHerrera

Cuando Universidad Católica decidió respaldar el trabajo de Martín Lasarte luego de quedarse con las manos vacías en el primer semestre de este año, el clamor de los hinchas era que de ser así, el técnico debería introducir profundos cambios para lograr un cambio.

La caída en la final de Copa Chile y perder el título por dos goles fue un golpe duro para el cuerpo técnico, sin embargo la sorpresiva apuesta fue a seguir la misma senda. El técnico solicitó a la directiva que intentara retener la mayoría del plantel y sólo algún delantero por la partida de Carlos Bueno, optando implícitamente por renovar la confianza en hombres que fueron duramente criticados y hoy parecen haber alcanzado su plenitud futbolística.

Enzo Andía, el emblema de la continuidad

“Enzo es un jugador que tiene una coordinación más complicada y ha tenido algo de mala fortuna”. Las palabras de Machete luego de que el juvenil cruzado hiciera dos torpes penales consecutivos parecían condenarlo más que ayudarlo, sin embargo en la interna  el técnico sabía que tenía un jugador para pulir. Conocedor del puesto, el uruguayo no claudicó en alinearlo y el rendimiento del central ha ido en ascenso, tnto así que es el jugador que más minutos ha jugado en los 73 partidos dirigidos por Lasarte (ver infografía), caso similiar al de Alfonso Parot, quien en la primera etapa con el DT alternaba por sus lesiones y hoy muestra uno de los niveles más altos de su carrera e incluso hizo su primer gol en el profesionalismo.

Cordero ha sido el comodín

Fernando Cordero llegó a la UC con un contrato de cinco años y aunque muchos se soprendieron por lo extenso del trato, la apuesta de Cruzados era por la polifuncionalidad del jugador.

Como lateral, puntero, e incluso de creador, el Chiky había rendido en Unión Española, cosa que no se le hizo fácil en la UC y lo hizo blanco de muchas críticas por parte de la hinchada cruzada.
Ajeno a esa molestia, Lasarte fue probando con él pese a que en su puesto había otro valor del club como Matías Campos Toro.

Poco a poco Cordero ha ido subiendo ese nivel y con el gol ante Emelec y la buena actuación ante Cobresal en la fecha pasada empieza a justificar el ser el jugador con más presencias en la era Machete, con 63 presentaciones.

Sosa, Castillo y Ríos: goles son amores

Una zona donde fue más difícil consolidar nombres fue en ataque y hombres como Roberto Ovelar, Nicolás Trecco, Francisco Pizarro y Daúd Gazale no lograron convencer y la solución que ideó el cuerpo técnico fue confiar en uno de casa. Nicolás Castillo pasó de promesa a indiscutido en estos meses y aunque los tironeos por llevarlo al extranjero y el Mundial sub 20 entorpecieron el camino del delantero, la confianza inquebrantable de Lasarte lo tiene como el segundo goleador de esta etapa con 15 goles y sólo uno menos que Ismael Sosa, quien con 16 tanto es quien más veces gritó gol y así respondió a su condición de titular en el año que lleva en la precordillera.

¿El caso especial? Pese a que su fuerte no es precisamente anotar, Michael Ríos lleva 13 tantos con la franja en el pecho, destacando los anotados por la Copa Sudamericana 2012.

“Michael nunca dejó de ser parte del equipo y es una alegría poder contar con él”,  dijo Lasarte luego de que se frustrara el traspaso del volante al Metalist de Ucrania y la mejor prueba fue su titularidad a los dos días de volver a Chile, en una señal clara de que Lasarte ya sabe a qué juegan sus jugadores y estos han empezado a responderle con un alza notable en su nivel.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo