El otro "clásico" tras el clásico: la historia de la imagen que puede definir un campeonato

El portazo en la cara de José Yuraszeck a Jaime Estévez provocó un quiebre entre ambos presidentes. Así se accedió a esta secuencia.

Por

Por Demid Herrera Palacios

@DemidHerrera

Hay imágenes que suelen marcar las definiciones y más allá del resultado, son la postal para el recuerdo de ese momento. La mayoría son del mismo partido, como el gol que desperdicia Rivarola frente a Buljubasich en el Clausura 2005 y que los cruzados terminan ganando en penales o el tiro de Mayer Candelo que ataja Claudio Bravo en el semestre siguiente.

Hay otras que son aciertos, que se dan donde no todo el público puede ver, como el ya legendario cotillón que marcó a la UC y como olvidar el “Chupete y la concha de tu hermana. Vamos carajo te quiero ver“, de Luis Bonini a Humberto Suazo. Inolvidable.

Y en esa carpeta de imágenes sin duda quedará el portazo que José Yuraszeck a Jaime Estévez. Un acierto que más allá de que ciertamente no era más grave que el proyectil que había recibido Fernando Meneses o la reacción de Johnny Herrera pateando la camilla, seguramente fue tema en la reunión de directorio que terminó ratificando el triunfo de la UC por 1 a 0.

Apenas Enrique Osses entró rumbo a camarines, mi idea fue dirigirme a buscar la determinación de un árbitro que abandonó la cancha sin contar cuál era su determinación inicial. Varios colegas se devolvieron a la tribuna empujados por la algarabía del público azul al ver que el once de la U volvió a la cancha, pero algo raro había y debíamos encontrarlo.

En el tumulto algún colega recordó cuando el 17 de junio del 2012, en el marco de las semifinales del Apertura de ese año entre Colo Colo y la U, José Yuraszeck había ido al camarín del árbitro para negociar el aplazamiento de la revancha, puesto que su equipo debía recibir a mitad de semana a Boca y luego otra vez a los albos, pero el rumor nunca se confirmó por la falta de una imagen que lo comprobara.

Esta vez fue diferente, porque la captura del momento en que  Yuraszeck se encoge de hombros y pasa al lado de Estévez ignorándolo y el posterior portazo en la cara y tironeo de los guardias que recibe el timonel de Cruzados, quedó registrado por la cámara de El Gráfico. Justo esa imagen que seguramente será recordada por años.

La discusión y acusaciones entre ambos presidentes que ha llenado páginas de diarios no es algo que no nos corresponda calificar, pero sin dudas fue esa grabación la que hizo explotar un distanciamiento entre ambos que seguramente dará para largo y que no es para menos, pues el gestito de los hombros y el portazo en la cara seguramente pesó en una decisión que bien pudo definir gran parte de este torneo de Apertura y tú lo viste acá, en El Gráfico Chile.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo