Caszely y su incorporación al directorio de ByN: "Llego a defender a Colo Colo"

El máximo ídolo albo, que pasará a integrar el directorio de la Sociedad Anónima en representación de la Corporación, señaló que “quiero ver otra vez ese club que acogía y ayudaba a sus socios y a sus hinchas, que era solidario y no discriminaba".

Por

Imagen foto_0000000120140403085423.jpg

(Agencia Uno)

Eduardo Bruna – El Gráfico Chile

Era día de preestreno, pero inmerso en afinar los últimos detalles de la obra “¿Quién es Chile…?”, donde tiene un papel protagónico, Carlos Caszely no puede olvidar su condición de ídolo albo, más aún cuando este jueves, en la Junta de Accionistas de Blanco y Negro, se transformará en representante del Club Social y Deportivo Colo Colo en el seno del directorio de la Concesionaria.

Por estatutos la Corporación tiene derecho a dos representantes en la mesa de nueve integrantes, pero Caszely quiere llegar en forma democrática, es decir, elegido por los pequeños accionistas, “porque de esa forma seríamos tres contra seis en lugar de dos contra siete. En otras palabras, igual seríamos minoría, pero con mayores posibilidades de maniobra en el caso de atraer a nuestro bando a un par de directores de Blanco y Negro que se convenzan de que el club no puede seguir manejándose como hasta ahora se ha hecho desde que es Sociedad Anónima”.

Sentado en la galería que sobre el escenario simula el estadio donde Colo Colo “jugará” sus partidos en esta obra que retrotraerá al público hacia ese convulsionado año 1973, que marcó el fin de la democracia, Caszely aclara:

“Lo que yo quiero es lo que Colo Colo quiere, es decir, que la institución vuelva a ser esa que, fundada por David Arellano, en un ya lejano 19 de abril de 1925, era un club deportivo, pero también social, que no daba cabida a la discriminación de ningún tipo y que acogía a sus socios y a sus hinchas. Yo recuerdo con nostalgia esos tiempos de jugador en que Colo Colo le prestaba asistencia médica y dental a aquellos que no tenían los medios para costeársela por sí mismos y hasta ayudaba económicamente a los que sufrían algún accidente o alguna calamidad.

Ese Colo Colo y su histórica sede de calle Cienfuegos 41 parecen cada vez más lejanos en el tiempo y eso no puede ser. Yo entiendo que la gente de Blanco y Negro llegó a hacer un negocio, a ganar plata, ¿pero no podrían ser más generosos o menos tacaños con el colocolino, que mayoritariamente proviene de los sectores más esforzados y vulnerables del país?”.

¿Te refieres a que una parte de los ingresos que obtienen gracias a Colo Colo fueran para el club y los colocolinos? Por ejemplo, Blanco y Negro acaba de arrendar el Monumental para un concierto de una banda de rock en poco más de 70 millones de pesos…

-Claro. ¿Por qué no construir con esos dineros una piscina, un gimnasio que sirvan para acoger a otras disciplinas o servir de esparcimiento a los socios? Si así fuera, ¿las Sociedades Anónimas no serían miradas incluso con un poco más de simpatía por los que ahora están aprendiendo a detestarlas?
¿Lo notas en el trato diario que tienes con el socio, con el hincha albo?

Absolutamente. Te digo más: hasta hace muy poco la gran mayoría de ellos lo único que querían era destruir y sepultar a Blanco y Negro. Afortunadamente eso ha cambiado. La gente ha ido entendiendo que con actitudes y protestas violentas no vamos a conseguir nada. Al contrario: el único perjudicado va a ser Colo Colo y el equipo. Ha influido por cierto el que Colo Colo esté bien posicionado en el campeonato, pero mucho más el que la gente ha entendido que la pelea debe darse de otra forma.

El lanzamiento de fuegos artificiales, durante el encuentro frente a O´Higgins, demuestra que no todos están convencidos de que ese sea el camino, Carlos

Es verdad, pero se trata de un grupo muy pequeño. Son sólo unos pocos anarcos que siempre van a estar contra todo y contra todos. Pero a esos hay que aislarlos, porque claramente son minoría

Me imagino que en las últimas semanas no has tenido mucho tiempo para informarte, para preocuparte de la prensa

Y es verdad. Primero, por los ensayos de esta obra de teatro que desde octubre del año pasado me tiene muy comprometido y también entusiasmado. Después, por el terrible accidente que sufrió mi nieto Nikola. Sentí que el mundo se me venía abajo y estuve días enteros casi sin dormir. Por suerte él está en franca recuperación, aunque durante tres meses deberá ser sometido a permanentes evaluaciones. Fíjate que este hecho, tan desgraciado, me sirvió para convencerme de que, más allá de mis defectos, soy una persona muy querida. Me llamaron de España, Argentina, Estados Unidos, Brasil, Ecuador… en fin, de todas partes. Hasta hinchas de la U en la calle me daban su aliento, y eso se agradece.

Te lo decía porque no sé si te enteraste que, al aparecer, tu nombre como nuevo integrante del directorio de Blanco y Negro, por cuenta de la Corporación, Salah dijo que serías bienvenido, siempre que siguieras la línea del directorio de la Concesionaria…

Sí, sí lo leí. Lo que yo puedo decir al respecto es que, si hay decisiones que favorezcan al club, obviamente voy a estar de acuerdo, pero con esa misma firmeza y decisión me voy a oponer a todo eso que signifique un perjuicio para el Club Deportivo y Social Colo Colo y su gente. Ya te dije: me integro a la mesa de Blanco y Negro para defender los principios de David Arellano, y que han regido al club durante toda su historia.

¿Qué pasó con la oferta de Aníbal Mosa, de cederte parte de sus acciones para que fueras elegido en el directorio de Blanco y Negro democráticamente, por así decirlo? Hay rumores de que entre Hernán Levy y Leonidas Vial lo llamaron al orden…

La verdad, no lo sé. Cuando él hizo su oferta por la prensa, porque conmigo no habló nunca, yo dije que no quería regalos de nadie. No de arrogante, sino que esa ha sido mi norma de toda la vida. Si realmente él me quería allí, podría haber cedido esas acciones al club o a Leo Caprile, que está recibiendo el poder de los pequeños accionistas para actuar a nombre mío. Según tengo entendido, era lo mismo.

Una vez sí conversaste con Mosa

Sí, hará un par de años. Me llamó desde Puerto Montt diciéndome que quería hablar conmigo. Yo le dije que estaba en la playa, más precisamente en Viña del Mar, pero él me respondió que viajaba igual. Era para ofrecerme la gerencia técnica, pero yo le respondí que para algo así yo necesitaba presentarle un proyecto, de modo que lo estudiara y viera si estaba o no de acuerdo. Me dijo que tenía que contestarle de inmediato, porque había otros jugadores de Colo Colo que también querían ese puesto. Entonces le respondí que eligiera a cualquiera de ellos.

¿Qué te interesaba dejar en claro en ese proyecto?

Mis atribuciones. No quería encontrarme luego con que, interesado en algún jugador uruguayo, argentino o brasileño, por ejemplo, me dijeran que no podía viajar. Soy de los que piensa que a Colo Colo no puede venir cualquiera, y para eso lo mejor es ver personalmente al jugador y obtener de él el máximo de referencias. No puede ser que, de cinco jugadores que trajo Salah el año pasado, cinco de ellos fueran un fiasco.

Supiste que la Corporación le quitó a Blanco y Negro el mandato para seguir manejando el estadio Monumental?

Lo leí en un diario. Según tengo entendido, después de eso Blanco y Negro va a tener que arrendar el estadio y pagar por ello. Si legalmente se puede, y parece que es así, Colo Colo está en todo su derecho. No puede ser que Blanco y Negro, por seguir ganando plata, haya arrendado el estadio a un concierto rockero que dejó la cancha en pésimo estado justo cuando el equipo se está jugando el campeonato.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo