Mario Salas y las fallas defensivas de la UC: "No me puedo hacer el gil"

El DT asumió esa deuda pendiente durante su primer semestre al mando del cuadro cruzado. Además, defendió su estilo, pese a que "genera anticuerpos" en el plantel.

Por

Aton Chile

El técnico de Universidad Católica, Mario Salas, realizó un análisis de su primer semestre en el banco del conjunto cruzado, en el cual destacó el esfuerzo de sus pupilos para entender su idea de juego.

“Somos un cuerpo técnico con una idea que muchas veces va contra algunas situaciones que los jugadores han vivido durante muchos años. Esta idea de juego no es fácil comprenderla. Y ellos pusieron todo de sí, demostraron mucha capacidad, más allá de la futbolística, para entenderla. Somos un cuerpo técnico con carácter, nos molestan algunas cosas, somos difíciles de llevar, nos expresamos en forma muy vehemente, lo que genera anticuerpos”, expresó el DT en entrevista con El Mercurio.

Además, el estratega hizo hincapié en las fallas que tuvo su equipo en la última línea. “No me puedo hacer el gil ante esa situación. Hay una situación defensiva que no la manejamos bien. Ojo, no hablo de desequilibrio, sino de una organización defensiva que debió ser mucho más sólida y fuerte, y no fue la más adecuada. Es un tema que para el próximo semestre deberíamos mejorar”, recalcó.

Respecto al balance de la temporada, Salas sostuvo: “Nos trazamos objetivos relacionados al tiempo de adaptación en cada uno de los clubes. Y los tiempos en la UC se cumplieron. Pero los objetivos fueron mejores de lo previsto: pelear un campeonato estaba sobre lo pensado”.

Eso sí, admitió que aún duele el empate frente a Deportes Iquique que los dejó fuera de la lucha por el título del Clausura, que quedo en manos de Cobresal. “En realidad es el que más duele, es cierto, porque olvidaste y perdiste el objetivo. No le encuentro explicación. Escapa a todo lo que sucedió. Con el correr del tiempo, uno se da cuenta que subvaloramos a Iquique”, afirmó.

Por último, se refirió a la polémica salida de Matías Cahais, tras una discusión con el cuerpo técnico. “Tuvo un día de furia y como líder no podía hacerme el que no importaba, porque se produjo un quiebre total a través de la forma en que exteriorizó sus sentimientos. Lo que pasó con él no lo puedo permitir en ningún plantel”, subrayó.

GRAF/JIGB

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo