El complejo panorama de Matías Rodríguez con el problema de juveniles en la U

El lateral argentino regresó con bombos y platillos a los azules, pero deberá ceder su puesto para el ingreso del joven Diego González.

Por

Por Diego Espinoza Chacoff – El Gráfico Chile

El lateral Matías Rodríguez fue una de las grandes figuras de la U multicampeona que alcanzó el título de la Copa Sudamericana 2011. Tras ese éxito, el argentino emigró a la Sampodria donde sólo jugó 96 minutos. Luego de eso, fue cedido al Gremio de Brasil donde tampoco pudo consolidarse, apurando su regreso a la U para esta temporada.

Un retorno que no significó ningún costo para Azul Azul, tras la desvinculación del jugador con el cuadro italiano, dueño de su pase, pero que le cuesta a la concesionaria cerca de 16 millones de pesos al mes, luego del acuerdo de 900 mil dólares de remuneración que tiene el futbolista por los próximos tres años.

Sueldo top que el defensa de 29 años no ha podido justificar tras cumplir un poco más de un mes en su nueva etapa en la U. Rodríguez no es titular en la escuadra que dirige Martín Lasarte y su puesto es ocupado por el seleccionado uruguayo Mathías Corujo o por el juvenil Diego González.

El canterano es la esperanza azul para poder cumplir con los 675 minutos que deben jugar los futbolistas nacidos después del 1 de julio de 1995, según lo impuesto por la ANFP. El reglamento obliga a Machete a ocupar por otros 601 minutos a González (sólo ha jugado 74′) y de lateral izquierdo en el próximo duelo de los azules ante Palestino.

Rodríguez, que sólo ha jugado 152 minutos en el torneo, deberá seguir esperando su oportunidad en cancha para reeditar su nivel que lo llevó a la selección Argentina en junio y octubre de 2012 cuando aún jugaba por los estudiantiles.  

Las otras figuras que les costó ser titular

Walter Montillo (U. de Chile): El Ardilla llegó a la U a fines de 2007 por un millón de dólares y se transformó en una de las transferencias más grandes del fútbol chileno de la época. Durante el 2008 el ex San Lorenzo de Almagro fue un titular indiscutido ymarcó seis, pero en 2009 el volante empezó a peder terreno en la U y disputó 17 partidos en torneos locales durante todo el año.

Roberto Gutiérrez (Colo Colo): El Pájaro llegó al Monumental como uno de los grandes goleadores del torneo chileno y figura de la UC campeona del 2010 con 14 goles en sólo un semestre en el club. Un cartel que no pudo reeditar en el Cacique sumando sólo 1.884 minutos en en los dos años que estuvo jugando en Colo Colo, además de Colo Colo II. Gutiérrez dejó los albos a mediados de 2013 y tras anotar sólo seis tantos en el primer equipo.

Paulo Garcés (Unión La Calera): El año 2011 Garcés era reserva de Cristopher Toselli en la UC y por eso decidió emigrar a la U a mitad de temporada. Pese a eso, la presencia de Johnny Herrera y el uruguayo Esteban Conde obligó a Azul Azul a enviarlo a préstamo a Unión La Calera donde buscaba ser titular y una de sus figuras. Finalmente Lucas Giovini le ganó la pulseada al meta formado en San Carlos, quien no jugó ningún minuto en el cuadro de la Quinta Región.

Ezequiel Miralles (Everton): El delantero argentino fue figura del Everton campeón del Apertura en 2008 con 18 goles. Su gran temporada lo llevó un año después a Colo Colo desde donde emigró a Gremio. Luego de eso, y tras pasar por Santos, Atlante y Olimpo de Argentina, el SuperMirage decidió regresar a Viña del Mar donde no pudo reditar su primera gran hazaña. En la temporada 2014-2015 el ariete sólo anotó seis tantos en 1.265 minutos y 19 partidos jugados.

GRAF/DE

 

 

 

 

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo