La particular confesión de Cristián Álvarez: "Me sentí como cabro chico de nervioso"

El capitán de la Universidad Católica reveló cómo vivió el duelo ante Palestino, en el que fue titular en el lugar que viene ocupando Guillermo Maripán.

Por

Por Pablo Serey Correa – El Gráfico Chile

A sus 35 años y con una extensa carrera en el cuerpo que incluye títulos y varios momentos de alta trascendencia en la historia de la Universidad Católica, el referente Cristián Álvarez vive de forma muy particular el presente torneo de Apertura. Por primera vez el Huaso mira los encuentros de su equipo desde el banco por decisión técnica.

Relegado a la suplencia por el buen nivel que ha mostrado el canterano Guillermo Maripán junto al argentino nacionalizado chileno Germán Lanaro, el curicano le ha tocado vivir una temporada inédita y fue el mismo el que lo dejó en claro una vez terminado el encuentro ante Palestino en San Carlos de Apoquindo.

Ante los árabes, el medallista de Bronce en Sydney 2000 fue titular de forma sorpresiva, ya que Mario Salas decidió dejar en el banco a Maripán, pese a que el espigado zaguero había dejado atrás sus problemas físicos.

“En cierta manera no me esperaba mucho volver y volví, lo que me puso muy contento. Me sentí como cabro chico de nervioso que estaba antes del partido, porque no me había tocado nunca en Católica haber quedado tanto tiempo fuera por decisiones técnicas, por lesiones y esas cosas sí”, expresó el capitán de la Franja.

“No sabía ni cómo reaccionar cuando estaba afuera, pero reaccioné bien, no me dio lo mismo, pero acompañé a mi equipo igual como si estuviera jugando. Me tocó entrar ahora y lo único que quería era jugar bien y ganar”, prosiguió.

GRAF/PS

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo