El vacío festejo de Colo Colo en Playa Ancha también tuvo un recuerdo para la U

Los jugadores salieron a la cancha, donde se encontraron con una tribuna vacía. No hubo vuelta olímpica, ni premiación, ni copa.

Por

Por Rodrigo Realpe Varela – Enviado especial a Valparaíso

Había silencio y expectación en el camarín sur del estadio Elías Figueroa. El partido ya había sido suspendido y en el ambiente reinaba la rabia y la pena por los actos de violencia que empañaron la definición del Apertura, sin embargo en el vestuario albo, conscientes de lo sucedido minutos antes, seguían atentos lo que ocurría en el Bicentenario de La Florida donde Universidad Católica no podía con el peso de su más reciente historia y daba por resginada la lucha por el título.

Fin en el sintético y el camarín del Cacique estallaba en júbilo. Una celebración atípica. Los jugadores festejaban la coronación de un semestre donde fueron los más regulares, pero con la marca de la triste jornada que se había vivido horas antes.

Pese al tenso clima, el plantel cantó y festejó como nunca, incluso acordándose de su archirrival Universidad de Chile durante las celebraciones, mientras afuera unos cien hinchas lo esperaban para festejar. Ahí se desató la locura, porque los jugadores decidieron salir a la cancha, y celebrar junto a los suyos la conquista de la estrella 31.

En una escena extraña, con tribunas vacías y sin premiación ni copa, Colo Colo improvisó una vuelta olímpica que no tuvo mucha acogida. Liderados por Gonzalo Fierro, el plantel compartió con algunos fanáticos y culminaron así un semestre que los dejó en lo más alto del fútbol chileno. Feliz 31.

GRAF/DE

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo