La trastienda de la tristeza alba en la Libertadores que se extiende por nueve años

El sufrimiento de los hinchas, el dolor de Barroso y la furia contra Sierra marcaron una jornada para el olvido.

Por
La trastienda de la tristeza alba en la Libertadores que se extiende por nueve años

Por Rodrigo Realpe V.

Colo Colo volvió a quedar eliminado en la fase grupal de la Copa Libertadores tras igualar 0-0 con Independiente del Valle en el Estadio Monumental y extendió a nueve año la “maldición” de no avanzar a los octavos de final.

Todos contra Sierra

Perdieron la paciencia. En la tribuna de Coló Colo había un solo responsable de la eliminación alba de Copa Libertadores: José Luis Sierra. El juego deslucido, la falta de gol y el derrumbe futbolístico del plantel agotaron la paciencia de los hinchas que pidieron la cabeza del Coto, a quien le gritaban de todo con el correr de los minutos. Se vienen días duros en Macul.

Accesos expeditos

El ingreso de los hinchas durante el partido frente a Atlético Mineiro fue todo un caos en el Monumental. Es por esa razón que ante Independiente del Valle, Blanco y Negro tomó todas las medidas necesarias para mejorar el acceso de los cerca de 40 mil fanáticos albos. Se habilitaron más puertas de ingreso y se instalaron más pórticos de control lo que permitió que ante los ecuatorianos no se vieran imágenes como la vez anterior, donde miles de hinchas tuvieron que entrar al estadio incluso, en el segundo tiempo.

Caótica llegada de Pizzi

Faltaban pocos minutos para el inicio del partido cuando el técnico de la selección chilena, Juan Antonio Pizzi, llegó al Monumental. Los hinchas y la prensa apostada en el Océano fue en búsqueda del DT generando un tumulto que le impedía el acceso al argentino. Finalmente el Macanudo, en completo silencio ingresó a una de las casetas de prensa a presenciar el cotejo.

El sufrimiento de Barroso

No lo pasó nada de bien Julio Barroso ante Independiente del Valle. Durante el primer tiempo, el zaguero debió extremar recursos para desarticular los intentos por la izquierda de Emiliano Telechea, Junior Sornoza y Julio Ángulo, aunque lo peor vino en el inicio del segundo tiempo cuando el Almirante recibió un rodillazo en la mandíbula de uno de sus compañeros. El central quedó desplomado en el suelo con mucho dolor y debió ser atendido generando el pánico entre los hinchas. Finalmente logró recuperarse y seguir jugando.

Bengalas y bombas de ruido

Pese a las fuertes medidas de seguridad y control, la Garra Blanca volvió a hacer de las suyas. Antes del inicio del partido el sector de Arica encendió una veintena de bengalas y luego detonaron cerca de tres bombas de ruido. Cuando la eliminación estaba consumada, la barra hizo uso de fuegos de artificios. El Monumental podría ser sancionado económicamente.

GRAF/PMR

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo