"De verdad que no puedo hablar": La pena y el llanto que golpeó a Ramón Fernández

El volante argentino fue uno de los más emocionados tras el duro traspié que privó a O"Higgins de festejar el segundo título de su historia.

Por

Rodrigo Realpe V – enviado especial a Rancagua

Pocos fueron los jugadores que alzaron la voz en O’Higgins tras la derrota ante la Universidad de Concepción que les significó ceder el título del Torneo de Clausura que parecía quedarse en Rancagua pero que finalmente recayó en Universidad Católica quien venció 2-1 a Audax Italiano.

Entre los que hablaron, Jorge Carranza y Albert Acevedo fueron los que dieron a conocer la gran pena y tristeza que embargaba al camarín celeste tras la derrota que los privó de bajar la segunda estrella de su historia.

Pero uno que se robó todas las miradas y el apoyo de los hinchas rancagüinos fue Ramón Fernández quien con lágrimas en los ojos recibió todo el apoyo y consuelo de sus familiares, amigos, cercanos e hinchas que en el sector de estacionamientos de El Teniente se reunió para brindarle un aliento a los jugadores por la campaña que los tuvo a un tris de campeonar.

El volante argentino recibió el abrazo de su esposa e hijas y con lágrimas en los ojos fue recibiendo el apoyo de los hinchas: “quédate por siempre en OHiggins, Ramón”, le gritó más de alguno.

Fernández se fue sin decir nada, aunque cuando se le acercó a conversar sólo atinó a decir: “De verdad que no puedo hablar”.

GRAF/DE

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo