Columna de la UC: Levantando banderas de lucha

El testimonio desde el Movimiento Católica para su gente sobre la inédita realización del Encuentro de Hinchas Organizados que se llevó a cabo en Valparaíso.

Por

Movimiento Católica Para Su Gente – @catoparasugenteFacebook Movimiento Católica para su Gente El sábado 3 de septiembre, pese a ser fecha FIFA, el fútbol estuvo presente en Valparaíso y lo hizo a través de quienes más lo quieren, sus hinchas. La actividad, Encuentro de Hinchas Organizados, se llevó a cabo en el Liceo Matilde Brandau. Al recinto llegaron diversas agrupaciones y asociaciones, algunas experimentadas y otras incipientes, pero con la convicción común de recuperar y defender el fútbol. El esfuerzo de los hinchas de Cobreloa, quienes viajaron desde Calama para poder debatir, la nobleza de los representantes de Deportes Concepción, para hablar desde su dolor y aun así demostrar el coraje necesario para continuar su lucha y compartir las enseñanzas que han tenido que digerir, en el duro camino de la desafiliación, son sólo algunos ejemplos que no requieren demasiada explicación y que se traduce en amor. Es amor a los colores, amor al deporte más popular, a ese que mueve masas y despierta pasiones, que es fiel e incondicional y muchas veces incomprendido, amor bonito. Este encuentro sirvió para entender que, si bien cada club tiene realidades y por ende necesidades distintas, también hay banderas de lucha en común que son las que debemos levantar. El reglamento interno de Cruzados SADP tan criticado por los hinchas, que impotentes ven como el club maneja a su antojo los tiempos de castigo sin informar nada a los involucrados sobre su situación, fue imitado por la concesionaria a cargo del fútbol profesional de Santiago Wanderers, y conversando con gente de Universidad de Chile nos comentaron que Azul Azul también estaría incorporando la misma medida. Las Sociedades Anónimas se imitan entre ellas y tienen negocios en común fuera del fútbol, y es por esto que como hinchas tenemos que solidarizar con las experiencias de los distintos clubes. Los Lilas, presentes el sábado, expusieron sobre la manera en que se han rearmado después de lo que les tocó vivir. Aconsejaron a sus pares a no perderles pisadas a los empresarios que durante los últimos diez años se han ido apoderando del fútbol en Chile, cambiando el rol social de los clubes a sociedades cerradas de consumo. Se ha vendido el discurso que en la galería están los delincuentes, pero nosotros hemos demostrado que somos capaces de salir a las calles a marchar con respeto en contra de las AFPs, apuntando a los mismos que están o han estado a la cabeza de nuestros clubes. Y que podemos reunirnos en un conversatorio y trazar lineamientos, debatiendo con altura de miras sobre el proyecto que busca la modificación a la actual ley de sociedades anónimas. Debemos y seguiremos luchando, el camino no será corto ni fácil, pero todos sabemos que no podemos seguir dándoles ventaja ni poder a los mismos que ya nos han quitado tanto. Como Católica Para Su Gente estamos conscientes que, además de las banderas en común de lucha, tenemos que trabajar aún más duro contra seguramente una de las dirigencias más intransigentes y represivas del fútbol chileno. Sin embargo, lo seguiremos haciendo en todos los frentes para lograr finalmente recuperar nuestro equipo y contribuir a la consigna de “Otro fútbol es posible”. GRAF/PS

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo