Siempre activo y con Paredes como "DT" en cancha: Así vivió Guede el triunfo ante la UC

El entrenador de Colo Colo nunca estuvo sentado en la banca de suplentes y vivió un partido aparte en la semifinal de ida ante Universidad Católica.

Por

Por Pedro Marín Roldán, El Gráfico Chile

Es sabido que Pablo Guede es un entrenador que vive de manera muy intensa cada encuentro y en la victoria de Colo Colo ante Universidad Católica por la semifinal de ida de Copa Chile no fue la excepción.

Guede, con terno color gris como ya es su costumbre, salió al terreno de juego y desde el pitazo inicial de Roberto Tobar estuvo de pie hasta el final del duelo.

Con las manos en la cintura, luego girando donde hablaba con su ayudante Gustavo Grondona y a veces mirando al cielo por las jugadas pérdidas, fueron la tónica del ‘estilo’ Guede en San Carlos de Apoquindo.

A los nueve minutos llegó el primer reto a sus dirigidos y fue para Octavio Rivero a quien le pidió que apoyara un poco más en la marca.

También le pidió a Esteban Pavez que se calmara un poco, ya que estaba teniendo un partido de mucho roce con Diego Buonanotte.

La amarilla de Esteban Paredes y las dos faltas posteriores que le pudieron significar la expulsión al Tanque lo tenían inquieto. Por lo mismo, conversó gran parte del partido con el delantero quien era el “técnico” en el terreno de juego.

A los 34 minutos le explicó a Luis Pedro Figueroa como bajar el balón y realizó el gesto técnico y a los 36′ le reclamó al cuarto árbitro la falta de Nicolás Castillo sobre Claudio Baeza.

Dos minutos más tarde miró al banco de suplentes, le hizo el gesto al preparador físico, Octavio Manera para que las alternativas entrarán en calor.

El show complementario

El segundo tiempo del entrenador argentino fue más intenso. Tras una mala entrega de Gabriel Suazo, miró a los suplentes y llamó a Ramón Fernández para que ingresará por el juvenil y a los 54 minutos se acercó a Grondona con quien habló prácticamente todo el desarrollo del match.

Guede no estaba conforme con el juego de Martín Rodríguez y tras una jugada donde habilitó a un compañero le gritó al volante “Martín, Martín, encáralo” en alusión a que se atreviera a eludir la marca de Stefano Magnasco a quien minutos más tarde, eludió con un hermoso tunel autopase sobre el lateral derecho de la UC.

El gol lo festejó con todo junto a su cuerpo técnico, y a los 75 minutos le pidió insistentemente a sus jugadores que salieran desde el fondo de la cancha y volvieran a tener la actitud ofensiva que habían mostrado durante el encuentro.

En la última jugada del partido se tomó la cabeza y pedía explicaciones a sus asistentes donde les dijo “porque no fue gol” en alusión al travesaño de Jaime Valdés.

Una vez finalizado el partido saludó a sus jugadores y se retiró de manera serena a camarines. Un partido intenso donde Guede no se sentó en ningún momento en la banca.

GRAF/FLB

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo