Ronaldinho, el crack brasileño que lo ha ganado todo

El volante sumó la Copa Libertadores a su palmarés y consiguió el trofeo que le faltaba.

Por

 

Imagen foto_0000000120130725104119.jpg
Ronaldinho se emocionó con la Libertadores / Crédito: AFP

Era el título que me faltaba”, dijo Ronaldinho tras ganar la Copa Libertadores con el Atlético Mineiro ante Olimpia. Y el volante tiene razón al momento de decir esas palabras, porque consiguió sumar trofeos con Barcelona, Milan, Gremio, Flamengo y la selección de Brasil.

Con el título del mayor torneo de clubes de Sudamérica, Dinho logró completar su glorioso camino en el fútbol y puede decir con propiedad que lo ha ganado todo.

El exitoso palmarés del volante brasileño comenzó en 1999 con Gremio y la obtención del Campeonato Gaúcho. Pero ese mismo año también celebró con Brasil y levantó el título de la Copa América.

Tras sus campañas en Gremio, el mediocampista fue traspasado al PSG y estuvo dos años en el cuadro francés. Pese a que no obtuvo el título de la Ligue 1, Dinho no se fue con las manos vacías y ganó la Intertoto.

Pese a que en Francia sólo obtuvo un título menor, la gran consagración de Ronaldinho sería en el Mundial de Corea-Japón 2002 con Brasil. El Scratch logró ganar por 2 a 0 a Alemania en la final y el volante seguía su triunfal ascenso.

Su buen momento con la selección brasileña se vería reflejado a mediados de 2005. Ya en Barcelona, Ronaldinho comenzó a festejar a nivel de clubes y logró el bicampeonato (2004/2005 – 2005/2006) de España con los culé.

La temporada 2005/2006 se transformaría en la consagración de Dinho. Copa de Campeones, Liga de España, Supercopa de España y el Balón de Orose sumaron a los palmarés del volante, además de la Copa Confederaciones con Brasil.

Pero el mejor momento de Ronaldinho comenzó a empañarse por su condición física y luego de dos grandes temporadas con Barcelona, se quedó con las manos vacías en los siguientes dos años que estuvo con los culé.

Con su nivel físico a la baja, el seleccionado brasileño decidió cambiar de aire y se fue a Italia, fichando por el AC Milan. Luego de dos temporadas sin títulos, el volante pudo celebrar el trofeo de la Serie A en 2010-2011. 

Tras este torneo, Ronaldinho terminó su carrera en Europa y decidió volver a su país natal. De ahí en más comenzaron los cuestionamientos y el talentoso mediocampista fue el blanco de las críticas mientras estuvo en Flamengo. Pese a eso, celebró en el Campeonato Carioca.

La carrera de Ronaldinho parecía llegar a su fin en 2012, pero supo reinventarse y logró arribar a Atlético Mineiro. El crack brasileño comenzó a mostrar todo su talento con la camiseta blanco y negro y comandó a su equipo al primer título de la Libertadores, además del Campeonato Mineirao.

“Decían que estaba acabado”. La frase de Dinho tras celebrar con el trofeo de la Libertadores, reflejan que su talento está intacto y lo intentará demostrar en el Mundial de Clubes, título que aún no consigue.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo