Jorge Luis Pinto tras su polémica salida de Costa Rica: "No soy Al Capone ni Hitler"

El DT rechazó las críticas que ha recibido tras su renuncia a la selección "tica" y culpó a Julio César Wanchope de deslealtad.

Por

Imagen foto_0000000120140729152232.jpg

Costa Rica llegó hasta cuartos de final en Brasil 2014 y finalizó 5ª en el certamen (AFP).

El Gráfico Chile – Agencias

El ex entrenador de Costa Rica, el colombiano Jorge Luis Pinto rechazó hoy las críticas tras su salida de la selección ‘tica’ y aseguró que no es “Al Capone ni Hitler”, negando además haberle faltado el respeto a miembros del equipo y dijo que no guarda ningún rencor.

“No soy Al Capone, ni Hitler ni maquiavélico, respeto al ser humano (…) me han hecho un daño impresionante”, afirmó a Radio Monumental de Costa Rica.

“Pareciera que hubiéramos quedado en el lugar 40″, añadió el entrenador, que guió a Costa Rica a unos históricos cuartos de final en el Mundial de Brasil”, afirmó el DT.

El colombiano, que se encuentra actualmente en Alemania en un curso de preparación de entrenadores, anunció el jueves pasado su salida de la selección debido a supuestas deslealtades de su cuerpo técnico, cuya destitución pidió a cambio de permanecer en el cargo.

Incluso Pinto llegó a decir que durante año y medio “durmió con el enemigo”. Posteriormente, el entrenador dio nombres propios y señaló al ex internacional Paulo César Wanchope como una de las personas de su equipo que habrían instigado en su contra.

“Es un cobarde”

Wanchope también habló en el programa radial y desafió a Pinto a debatir frente a frente las diferencias. “Dice que habla de frente, que es honesto, directo, y nunca me lo dijo a mí”, dijo Wanchope. “Está demostrando lo cobarde que es”, añadió.

“Había problema con ese señor, es una constante de él, salir peleado de todo lado”, dijo Wanchope, quien afirmó que en Colombia “todo el mundo” sabe eso.

Pinto aseguró en una carta abierta que publicó en su página web que fue estricto en la disciplina que aplicó en la selección, pero negó que hubiese llegado al extremo de violar los derechos humanos de sus jugadores.

“Si ser estricto con la disciplina y no dejar nada al azar me hace una mala persona como algunos están insinuando en los últimos días, entonces lo soy. Si hablar con un tono fuerte y tener carácter es ser grosero entonces lo soy. Pero es inadmisible que se esté insinuando algún tipo de violación y atropello de los derechos humanos de mi parte hacia algunas personas en la selección como ahora después de dos años de trabajo están intentando hacerle creer a la opinión pública sin fundamento alguno”, afirmó el técnico Jorge Luis Pinto.

GRAF/RR

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo