Desde el escándalo de Qatar a la corrupción de Blatter: Cinco años para el olvido de la FIFA

La cronología del último lustro deja en evidencia que la gestión del organismo rector del fútbol deja mucho que desear.

Por

AFP

De las polémicas alrededor de la designación de Qatar como país anfitrión del Mundial-2022 a las sospechas de corrupción que han motivado la apertura de un proceso judicial en Suiza contra Joseph Blatter, la FIFA ha vivido los cinco años más terribles de su historia, que han hundido su imagen por las crisis vividas de 2010 a 2015.

2 diciembre 2010: la organización del Mundial-2022 se confía a Qatar y la del Mundial-2018 a Rusia. “Es una mala decisión”, lamenta el presidente estadounidense Barack Obama, cuyo país perdió la votación ante el pequeño emirato del Golfo Pérsico.

11 mayo 2011: el catarí Mohamed Bin Hammam, presidente de la Confederación Asiática de Fútbol y candidato a la presidencia de la FIFA, rechaza las sospechas sobre el Mundial-2022. Al final de mes, Bin Hammam se retira de la carrera presidencial y es suspendido por un caso de corrupción relacionado con esa elección. Blatter se queda sin rival y es reelegido como presidente de la FIFA, para un cuarto mandato hasta 2015.

26 agosto 2012: el exfiscal estadounidense Michael Garcia, al frente de la Cámara de Instrucción del nuevo Comité de Ética, independiente de la FIFA, anuncia que va a investigar la atribución de los Mundiales de 2018 y 2022 para distinguir “acusaciones” de “informaciones”.

13 noviembre 2014: Hans-Joachim Eckert, presidente de la Cámara de Enjuiciamiento del Comité de Ética de la FIFA, dice que el informe Garcia contempla “comportamientos dudosos” pero que no hubo corrupción ni motivos para poner en duda la limpieza del proceso de atribución de sedes para los Mundiales de 2018 y 2022. Garcia denuncia que se ha hecho una presentación “errónea e incompleta” de su investigación y anuncia que recurrirá.

18 noviembre 2014: la FIFA presenta denuncia ante la fiscalía suiza por “sospechas” sobre “transferencias internacionales de patrimonio con Suiza como punto de contacto”, en el marco del proceso de atribucion de sedes de los Mundiales de 2018 y 2022.

16 y 17 diciembre 2014: el recurso de Garcia es rechazado y el exfiscal estadounidense anuncia su dimisión un día después.

27 mayo 2015: siete altos cargos del fútbol internacional son detenidos en Zúrich a pedido de la justicia estadounidense, en una operación en la que fueron imputadas catorce personas. El acta de acusación estadounidense habla de unos 150 millones de dólares (132 millones de euros) en sobornos y retrocomisiones desde los años noventa. Un procedimiento distinto se abre por sospechas de “blanqueo de dinero y gestión desleal” referente a la atribución de los Mundiales de 2018 y 2022 a Rusia y Catar, por lo que la justicia suiza realiza un registro en la sede de la FIFA en Zúrich.

29 mayo 2015: Joseph Blatter, de 79 años y en el cargo desde 1998, es reelegido para un quinto mandato de cuatro años. El mismo día, Catar asegura haber respetado “los más altos estándares éticos” para obtener el Mundial-2022.

2 junio 2015: la FIFA reconoce haber realizado en 2008 un pago de 10 millones de dólares de parte de Sudáfrica -sede del Mundial-2010- a cuentas de Jack Warner, para la Concacaf, “en el marco del desarrollo del fútbol en el Caribe”.

Blatter anuncia su dimisión y dice que continuará en el cargo hasta la elección de un nuevo presidente en un Congreso extraordinario electivo.

10 junio 2015: la FIFA suspende el proceso de candidaturas para el Mundial-2026.

9 julio 2015: la FIFA suspende de por vida a Chuck Blazer, alias ‘Señor 10%”, por los millones de dólares que se sospecha que recibió indebidamente. Blazer, estadounidense, es el ‘topo’ del FBI desde 2011.

12 julio 2015: la justicia suiza indica estar estudiando 81 casos sospechosos de blanqueo de dinero, señalados por los bancos en la investigación sobre la atribución de sedes de los Mundiales de 2018 y 2022.

14 septiembre 2015: el fiscal general suizo Michael Lauber y la ministra estadounidense de Justicia Loretta Lynch dan una conferencia de prensa conjunta sobre sus investigaciones, que vaticinan que serán largas.

17 septiembre 2015: el francés Jérôme Valcke es relevado de sus funciones como secretario general de la FIFA, el día en el que la prensa inglesa publica las sospechas contra él por un caso de reventa de entradas del Mundial de Brasil-2014. Valcke niega “categóricamente” las acusaciones.

25 septiembre 2015: la justicia suiza anuncia la apertura de un procedimiento penal contra Joseph Blatter por “sospecha de gestión desleal y abuso de confianza”. También es sospechoso de un “pago desleal” de dos millones de francos suizos (1,8 millones de euros) que se remontan a febrero de 2011, destinados a Michel Platini, presidente de la UEFA y favorito a suceder a Blatter en febrero de 2016 como presidente de la FIFA.

GRAF/RR

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo