El pasado de Vardy: "Llegaba a entrenar borracho todos los días"

El dueño del Leicester, Aiyawatt Srivaddhanaprabha, reconoció los problemas que tuvo el delantero en su llegada al club.

Por

El Gráfico Chile

Hace unos años, Jamie Vardy no imaginaba el presente que estaría viviendo. Jugando por equipos de menor escala en Inglaterra y trabajando en una fábrica, el destino del delantero parecía estar muy lejos de brillar en el fútbol profesional. Pero el atacante le dobló la mano al destino y se convirtió en la sensación del sorpresivo campeonato obtenido por el Leicester en la temporada 2015/2016. 

Con sus 22 goles en 34 partidos, el delantero se convirtió en el máximo anotador de los Foxes, se ganó un llamado a la selección de Inglaterra y ahora es seguido por los grandes equipos de Europa. Sin embargo, al igual que el resto de su carrera futbolística, sus inicios en el actual campeón no fueron fáciles y así lo reveló Aiyawatt Srivaddhanaprabha, el tailandés dueño del club. 

El mandamás de Leicester contó los problemas de adaptación que tuvo Vardy en su llegada a Leicester, para la temporada 2012/2013, y los problemas que tenía con el alcohol. “No sabíamos qué hacer con Vardy y venía a los entrenamientos borracho todos los días. Ascendió directamente de lo más bajo a la Championship y empezó a beber alcohol diariamente. Yo ni siquiera sabía que bebía hasta que alguien me dijo que llegaba a entrenar borracho. Hablé con él y le pregunté: ‘¿deseas poner fin a tu carrera? ¿quieres seguir así? No esperes una buena carrera"”, dice el tailandés. 

“Me dijo que no sabía qué hacer con su vida. Que nunca había ganado tal cantidad de dinero. ‘Yo he invertido en ti ¿Me vas a dar algo a cambio? ¿Cómo crees que debe ser tu vida? le pregunté”, agregó. 

Sin embargo, la conversación con el dueño de Leicester parece haberle servido a Jamie Vardy y de a poco fue cambiando sus hábitos, mejorando sus problemas con el alcohol y enrielando el rumbo de su carrera, que hoy lo tienen en la mira de todo el mundo y como la sensación de la Premier League.

“Dejó de beber y comenzó a trabajar duro en los entrenamientos. Su físico no era tan bueno como ahora, pero sabíamos que tenía una aceleración explosiva. No teníamos ni idea de que pudiera ser tan bueno y se ha convertido en una nueva persona”, concluyó. 

GRAF/GP

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo