"Vande" va al Mundial con la cabeza puesta en los Odesur

Felipe Van de Wyngard clasificó al Ironman 70.3 de Las Vegas, certamen planetario de la categoría. Sin embargo, su próximo gran objetivo es Santiago 2014.

Por

 

Imagen foto_0000000120130724073531.png
Van de Wyngard ganó medalla de bronce en los Odesur del 2002, en Brasil / ricardo ramírez

Por Juan Ignacio Gardella
@Jigardella

Casi sin quererlo, Felipe Van de Wyngard clasificó al Ironman 70.3 de Las Vegas, Campeonato Mundial de la categoría que se disputará el 8 de septiembre. El triatleta nacional no es especialista en esa distancia, pero sus buenas actuaciones en Miami, Pucón, Panamá y Vineman (Estados Unidos) le otorgaron un cupo en el certamen planetario.

“Esta clasificación nunca la busqué, ya que la idea era competir en algunas fechas del circuito 70.3 como parte de la preparación para Río 2016”, cuenta el deportista criollo, quien espera emular el 16º puesto alcanzado el 2009 por su señora, Pamela Tastets, en el mismo campeonato: “El objetivo familiar es igualar o mejorar ese resultado, pero estar entre los 20 primeros ya sería bueno”.

Luego de la cita orbital, Vande enfocará sus esfuerzos en los Juegos Suramericanos Santiago 2014. En casa, y ante su gente, intentará superar lo hecho en Brasil, el 2002, cuando se colgó la presea de bronce subcontinental.

“Es un evento súper importante y el nivel va a estar duro, pero por supuesto que voy por una medalla”, advierte el atleta chileno.

Para sus próximos desafíos, desde principios de mayo el especialista está bajo las órdenes del portugués Paulo Sousa, técnico de talla mundial.

“Para mí ha sido una tremenda oportunidad estar con él, porque es un entrenador experimentado, que ha trabajado con medallistas olímpicos. La evaluación es positiva y el futuro se ve muy bien”, cierra Van de Wyngard.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo