Juan Luis Carter, el candidato regionalista que va por la presidencia de la Fedachi

El 26 de este mes se conocerá al sucesor de Álvaro González. El socio del Club Ñielol aclara que no representa la continuidad y aboga por la profesionalización de la actividad.

Por

 

Imagen foto_0000000120131015104742.jpg
Carter propone disponer recursos alternativos para atletas destacados (Gentileza)

 

Juan Ignacio Gardella
@jigardella

 

El 26 de este mes se llevará a cabo la elección para la presidencia de la Federación Atlética de Chile (Fedachi). Los postulantes a ocupar ese cargo durante los próximos cuatro años y suceder a Álvaro González son Francisco Pichott, dueño del récord nacional más antiguo (el del salto triple, establecido en 1982), y Juan Luis Carter.

Este último, socio del Club Ñielol de Temuco, deja clara de entrada la principal diferencia con su contrincante. “Es una muy buena persona, pero habiéndose formado en regiones, hoy día representa los intereses de Santiago, que ha gobernado por cien años este deporte”, explica el candidato, que de ganar se transformaría en el primer timonel ajeno a la Asociación Metropolitana en encabezar el organismo en su centenaria historia (se cumple el 2014).

 

¿Qué cambios propone realizar en caso de ganar la elección?
Son 40 medidas, entre ellas la creación de la Escuela Nacional de Entrenadores y la incorporación de los centros de entrenamiento regionales al proceso de desarrollo, porque no tienen una lógica definida ni trabajan por metas. También está la profesionalización de un grupo de atletas, además de la gestión de la Federación.

¿Usted representa la continuidad de la actual gestión de González?
Están conmigo dos personas del actual directorio, pero es para reconocer que hay gente de experiencia. El foco de mi gestión va a ser diferente, con un liderazgo desde regiones. Hoy cinco de los siete miembros son de Santiago, mientras que yo quiero un atletismo integrado y participativo. También pretendo incorporar recursos alternativos, porque hay un grupo de deportistas que han sobrepasado la capacidad institucional y la Federación va corriendo atrás.

Entonces su lista no representa el continuismo…
Bajo ninguna circunstancia, pero reconozco que si no fuese por esta administración, no habría un candidato de regiones, porque se produjo un click.

¿Cuál es su balance personal de lo hecho por esta administración?
Siento que se avanzó en algunos ámbitos, pero en el desarrollo del conocimiento de los entrenadores hay una piedra angular que falta pulir. También hay que acercarse más al profesionalismo, porque de lo contrario no tenemos ninguna posibilidad. Nuestros atletas son amateurs, ya que cuando terminan sus carreras no saben qué hacer. Si Álvaro quiso enfrentar ese problema, no pudo. Además, su manejo comunicacional no fue bueno, pero es la Federación que más avances tuvo en los últimos cuatro años.

¿Lo del manejo comunicacional lo dice por el conflicto que se generó por los viajes a campeonatos?
Claro. Por ejemplo, se hizo un selectivo para un nacional determinado y no se viajó. Después se fue con un número mínimo de atletas a un campeonato al que siempre se había ido con más. Yo conversé con el presidente y me dijo que no salieron los recursos y que no quería endeudarse.

¿Ha podido sondear sus chances de ganar?
He conversado con el 90 por ciento y les escribí a todos. Entiendo que se ha hecho una votación interna en cada una de las asociaciones, porque si gano, algo que veo muy factible, necesito tener un piso que me permita producir los cambios que pretendo. Creo que la otra lista está en la misma lógica, en eso coincidimos.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo