Trastienda del Monumental: Los insultos de la barra venezolana y el enojo de Bravo

Los venezolanos se enojaron con las decisiones arbitrales y el capitán de la Roja pidió más aliento a los hinchas chilenos.

Por Gonzalo Pérez

Por Pablo Serey Correa y Diego Espinoza Chacoff

La gran preocupación de la ANFP para el partido de Chile ante Venezuela era que los hinchas no repitan los insultos que llevaron a la Roja a jugar al Estadio Monumental por el castigo al Estadio Nacional y también a diversas sanciones económicas. Por eso, Hugo Muñoz, director del organismo que comanda el fútbol chileno, hizo un claro llamado a los fanáticos para que no digas palabras como "puto", "maricón" o "negro".

Así, los forofos que llegaron al Monumental hicieron caso y tuvieron un ejemplar comportamiento con sus rivales e, incluso, aplaudieron el himno venezolano. Sin embargo, hubo otro problema: el poco entusiasmo que mostraron y que generó el enojo de Claudio Bravo, quien los llamó a alentar durante el encuentro.

La trastienda del Monumental

Movilh presente

Una fuerte campaña en contra de los gritos homófobos y xenófobos fue la que impulsó la ANFP para evitar nuevos castigos. Una de esas medidas fue invitar al Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (MOVILH) a sumarse a esta iniciativa, que se hicieron presente para el partido ante Venezuela. "No más violencia" y "No más discriminación" en los estadios era la consigna que ambos entes proponían.

Vidal pidió constantes disculpas

La noche de este martes no fue la más inspirada para el volante del Bayern Munich, Arturo Vidal. El mediocampista volvía a jugar por Chile tras cumplir sanción ante Argentina, pero no fue determinante en la goleada de la Roja. Es más, Vidal desperdició tantas pelotas con opción de gol que hasta tuvo que pedir disculpas al público en Macul, quienes lo perdonaron de inmediato por sus fallas y lo ovacionaron de pie.

Colo Colo se sumó a la ANFP

Sumado a lo hecho por el ente rector del fútbol chileno, Colo Colo, dueño del estadio donde jugó la Roja, quiso hacerse presente a la campaña anti gritos xenófobos y colocó varios carteles para generar conciencia con el lema "no pierdas tu estadio, evita los gritos racistas #RespetaelFútbol"

El gol más rápido

Con su gol de tiro libre al minuto 5 del compromiso ante Venezuela en el estadio Monumental, por la fecha 14 de las eliminatorias, Alexis Sánchez se matriculó con el tanto más rápido de Chile rumbo a Rusia 2018. El hombre del Arsenal quebró una marca que estaba con su propio nombre, pues anteriormente el gol más tempranero de la Roja en estas clasificatorias era el que el tocopillano le marcó a Perú en Lima a los 7 minutos, por la segunda fecha.

Valdivia pone la fiesta

Pese a no estar desde el arranque, Jorge Valdivia recibió el cariño de la hinchada en reiterados momentos, incluso cuando estaba en el banco de suplentes. La barra chilena exigía la presencia del Mago al ritmo del  "Te terere tere te te" tan asociado a su figura. Coincidentemente cuando el público entonaba más fuerte aquella melodía, Juan Antonio Pizzi dispuso el ingreso del 10 por Esteban Paredes. Valdivia no jugaba un partido por la Roja en Chile desde el 12 de noviembre de 2015, cuando el equipo que dirigía Jorge Sampaoli empató 1-1 con Colombia.

Rondón se desquitó con Chile

El delantero venezolano José Salomón Rondón acabó con una larga sequía goleadora en el duelo ante Chile en el Monumental. El llanero, al convertirle a los 63 minutos a la Roja en Macul, marcó su primer tanto del 2017, pues no anotaba desde el 14 de diciembre de 2016, cuando se matriculó con un triplete en el triunfo 3-1 del West Bromwich sobre el Swansea por la Premier League. Su celebración fue discreta, a raíz del resultado que se estaba dando en Pedrero.

La hinchada visitante se hizo sentir

Pese a que la Vinotinto llegó al Monumental como absoluto colista y fuera de carrera de Rusia 2018, los hinchas llaneros prácticamente llenaron el sector que les destinaron en la galería Magallanes. Y desde ese lugar hicieron sentir su presencia a punta de gritos y cánticos. El momento más claro se produjo cuando Rómulo Otero cayó en el area tras un choque con Arturo Vidal en el segundo tiempo, lo que a juicio venezolano fue penal. "Hijo de pu…" le gritaron fuerte al juez uruguayo Andrés Cunha, quien no considero que la descrita acción ameritara pena máxima.

El enojo de Claudio Bravo

Los hinchas de Chile tuvieron un comportamiento ejemplar e hicieron caso al llamado de la ANFP a no gritar contra el rival. Sin embargo, hubo un factor que a Claudio Bravo, capitán de la selección no le gustó nada: el poco aliento que tuvieron en el Estadio Monumental. Por eso, cuando se escuchaban pifias sobre el final y la Roja sufría con los ataques de Venezuela, movió las manos para pedirles que canten y le den fuerza al equipo.

"No se entiende cuando hay pifias de por medio. Cuesta entender porqué no nos apoyan. El estadio no estaba lleno, agradecer a las personas que vinieron hoy. Esta selección se merece que el estadio esté repleto", dijo el arquero tras el encuentro. 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo