75% de los adultos que trabajan se alimenta muy mal

Estudio mostrado ayer indica que, además, al menos un tercio de ellos se equivoca al pensar que se está alimentando bien y que su salud está intacta

Por Arturo Figueroa

La escena es la misma a las dos de la tarde. Ya sea frente al Portal Fernández Concha, en el sector de Plaza de Ar­mas, o en el patio de comidas de un mall maipucino o de Las Condes. Un grupo de ofici­nistas se alimen­ta, a veces de pie, con algo rápido y contundente, pero no muy sano. Un completo, un sandwich, gaseosas, papas fritas. Mal.

El 63% de los adultos chilenos tiene problemas de nutrición y más de un tercio de los mismos tiene una apreciación equivocada de su estado. “El 75% de los adultos profesionales se alimenta mal”, agrega la doctora Elia­na Re­yes, quien lleva décadas es­tudiando el tema y ayer mostró estas cifras.

Si los hábitos sanos escasean, los malos abundan. Este último estudio del Departamento de Nutrición de la Universidad de Chile y la em­presa Sodexo Pass, mostrado ayer, revela que el 54,6% de los adultos consume pasteles entre 3 y 5 veces a la semana y el 59% ingiere frituras 3 a 5 veces por semana. Lo recomendado en ambos casos es sólo un consumo eventual.

El desayuno, “la comida más importante del día”, casi no existe. El 17 % de los trabajadores chilenos (edad promedio en el estudio: 38,3 años) desayuna menos de tres veces por semana. La generalidad en este grupo es tomar­se un café o un té.

Las cifras no son para to­márselas, valga el término, de mo­do “light”. La mal nutrición hoy causa mas del 70% de las enfermedades, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), y por ende nuestra salud futura dependerá de lo que comamos o dejemos de comer ahora. Somos lo que comemos.

Entrevista: “Comiendo así, se arriesga la vida”

“Lo que más me inquieta es el 90 por ciento de sedentarismo y el 60 por ciento de sobrepeso que tenemos”. Para la doctora Eliana Reyes, Jefa del departa­men­to de nutrición de la Clí­nic­a del hospital Dipreca y docente en varias universidades, esos factores sumados a las cifras del estudio que hablan de una mala nutrición, son una bomba de tiempo.

¿Qué come ese 75% que se nutre mal?

Té o café en la oficina de desayuno. Al almuerzo, una bebida con un completo, o pizza, sopaipillas y un pastel. En la tarde picotea chocolates, galletas, papas fritas y más bebida. Cuando llega a la casa, un par de marra­que­tas con algo aden­tro, mantequilla.

¿Qué es lo peor que puede pasarle a alguien así?

Morirse. Comiendo así, los profesionales en edad productiva, sobre todo entre los 40 y 60 años, arriesgan su vida.

¿Una solución?
No hay recetas mágicas. Hay que cambiar la alimentación y que lo principal sean frutas y verduras. Y no es un tema de plata, es de elección. 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo