Gendarmes evitan fuga cuando los barrotes ya estaban cortados en Curicó

Por

Más de una decena de reos intentaron fugarse de la cárcel de Curicó,  pero los gendarme lograron abortar el intento de motín, confirmaron hoy a Efe fuentes de la institución.

En los desórdenes, ocurridos el pasado sábado, pero que sólo se conocieron hasta hoy, participaron entre 11 y 20 reclusos de la prisión, que actualmente acoge a 665 internos, según indicaron las mismas fuentes.

Radio Bío Bío informó de que los vigilantes se percataron de los planes de los reos al descubrir barrotes cortados en algunas celdas del penal, además de teléfonos celulares que habían sido lanzados desde el exterior hasta el patio del recinto.

El director de Gendarmería en la región del Maule, Charles Villarroel, explicó que al requisar los teléfonos los internos lanzaron elementos contundentes contra los guardias y estos procedieron a allanar sus celdas, donde hallaron estoques y botellas de alcohol.

Villarroel informó además de que 12 de los reos se encuentran en celdas de castigo a la espera de ser trasladados a otras cárceles del país.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo