Columna de videojuegos de Vardoc: "Diablo III"

Por

Una de las entregas más esperadas de este año es el juego de rol y RPG llamado “Diablo III” que se estrenará este 15 de mayo según su estudio creador Blizzard Entertainment. El juego es la continuación de “Diablo II” y se espera que mantenga varios elementos del juego inicial, aunque esta nueva parte de la saga se enfocará en el trabajo en equipo y en el modo cooperativo.

¿Qué quiero decir con esto? Pues que las partidas tendrán un número máximo de cuatro jugadores a diferencia de su antecesor que permitía un máximo de ocho personas en línea. Este gran cambio permitirá que el juego se vuelva  mucho más ágil, eficiente y claro. Por ese lado un siete a la nueva modificación del juego. 

Esta nueva edición también ofrece una casa de subastas donde los jugadores podrán cambiar los objetos por dinero virtual o comprar objetos con dinero real y por último, y lo más llamativo y que fue informado en la BlizzCon 2010 que existirá una nueva clase llamada cazador de demonios (el cual ya pude comprobar su existencia al jugar en la Beta) y que el modo de duelos se podrá jugar de tres contra tres. Llamativo, ¿no es así?

El primer “Diablo” salió a la venta en 1996 y se presentó como el mayor exponente en el género del rol virtual -por ejemplo como “World of Warcraft”- que con su tenebrosa música, profundas voces y gran calidad gráfica consiguió miles de fans alrededor del mundo y entregaba un único mundo tenebroso para poder desarrollar la historia que Blizzard North (ex rama independiente de Blizzard Entertainment) quería ofrecer a sus jugadores.

Para quienes no sepan, el juego consiste con dos modos uno individual y otro como multijugador y ambos se basan en crear un personaje ficticio que se enfrenta a criaturas, búsquedas y pruebas donde vas aumentando tu poder. Cada uno puede personalizar su personaje para que tenga alguna habilidad en especial, hechizos, armaduras o armas. En un principio “Diablo” ofrecía tres profesiones, su segunda edición,  “Diablo II” (2000)  llegó a cinco profesiones llegando hasta el nivel 99 como máximo y en su expansión  “Diablo II: Lord of Destruction” (2001) se adhirieron dos clases más: asesina y druida.

Hace dos semanas aproximadamente logré jugar la beta de “Diablo III” que se ofreció a todo aquel que tuviera la posibilidad de descargar el juego. En primera instancia, lo encontré algo inestable cuando uno intentaba entrar al juego -aunque por ser beta era algo obvio, aunque esperemos que eso no suceda ya cuando tengamos el juego en nuestras manos- pero sin tomar lo anterior en cuenta, puedo decir que el juego me agradó bastante. A pesar de que siempre he considerado que las gráficas no lo son todo, creo que en el caso de “Diablo III” y en comparación con su entrega anterior, podría haber ofrecido algo más a la altura de tal larga espera -contando que desde el 2001 que no salía una nueva entrega de “Diablo” y que en 2008 se habían dado los primeros vestigios de esta nueva realización-. 

En sí, la versión beta que logré terminar la encontré ágil y me gustó bastante, pero creo que me aburriría jugándolo solo, por lo que como recomendación puedo decirles que traten de jugarlo junto a sus amigos o junto a buen grupo.

Ahora, si ustedes creen que realmente se merecen ser el próximo “Diablo III”, ya es cosa de gustos de cada uno. Yo lo encontré en general  medianamente bueno, pero no llegó a ser increíble. Esperemos que no sea otro caso al estilo de “Duke Nukem Forever”, lo que dudo bastante.

Las opiniones expresadas en esta columna no son responsabilidad de publimetro