Autor de la masacre de Colorado escupe a todos y juega con marionetas imaginarias

Por

Tras cometer el asesinato de 12 personas y dejar a más de 30 heridas durante el estreno de Batman en Colorado, James Holmes, fue llevado al Centro de Detención del Condado de Arapahoe, donde se encuentra interno en una habitación de seguridad, con tan solo un colchón verde, por temor a que se lesione.

Según citó el sitio de noticias ABC News, el asesino de Colorado llevaría puesto una mascarilla en la boca para evitar el lanzamiento de escupitajos a los funcionarios de la cárcel como ya habría hecho en varias ocasiones.

Con constantes espasmos en las cejas, Holmes presentaría claros signos de psicosis después de que la Policía le pusiera unas bolsas con pólvora en las manos y él comenzara a jugar con ellas como si fueran marionetas.

Nadie ha ido a visitar aún al joven de 24 años al Centro de Detención, quien presentó una actitud de somnolencia durante la primera vista del juicio tras su detención. Sin embargo, la Policía ha asegurado que no le han suministrado ningún medicamento y que Holmes estaría simplemente fingiendo.

Relacionados: 

Fotos: Las caras del asesino de Colorado en el tribunal

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo