Reo es padre tras sacar clandestinamente de la cárcel semen para inseminar a su esposa

Por EFE

Un preso palestino que cumple condena en Israel desde 1998 fue padre hoy después de que consiguiera sacar de forma clandestina el semen necesario para que su mujer pudiera ser inseminada de forma artificial.

Así lo informó el doctor Salem Abu Khaizaran, de la Maternidad Razan de la ciudad de Nablus, en Cisjordania.

“El alumbramiento mediante una operación (cesárea) tuvo éxito y el bebé y su madre están en perfecto estado”, dijo el médico palestino al destacar las inusuales circunstancias del embarazo.

El facultativo explicó que en los últimos años Ammar Al Zabn trató de tener hijos mediante fertilización in vitro, dado que el Servicio Israelí de Prisiones de Israel (SIP) le prohíbe mantener relaciones sexuales con su mujer.

Al Zabn, miembro del movimiento islamista Hamás, cumple un condena de 27 cadenas perpetúas por su participación en atentados en Israel en la década de los noventa, y tiene una hija engendrada antes de ser detenido.

El médico no explicó la forma en la que el semen fue trasladado desde la prisión en la que el palestino cumple condena hasta Nablus, ni cómo consiguió burlar la seguridad del SIP para sacarlo de prisión.

El viceministro de Prisioneros de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), Ziad Abu Ein, manifestó su satisfacción por el alumbramiento y exhortó a Israel a permitir a los alrededor de 4.500 presos palestinos en sus prisiones a poder mantener relaciones sexuales con sus mujeres, tal y como lo hace con los presos israelíes.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo