Columna de Nicolás Symmes: "Instagram: Fotógrafos 24/7"

Por Nicolás Symmes: Socio de www.Cabezadetuit.cl Marketing Digital

No es desconocida para nadie nuestra afición por la fotografía. Cierto o no, muchos creemos que somos profesionales de este arte, más nos quedamos con la punta del iceberg y desconocemos qué es lo que hay más allá de una simple captación de una imagen. 

No hablaré del proceso fotográfico, ni de cámaras con 10 megapixeles en un nano equipo de 20 pulgadas. Hoy hablaré de Instagram.

¿Quién alguna vez no ha subido la foto del café mañanero, del almuerzo en bajas calorías (preparándonos para un verano sin polera) o las nubes cargadas de lluvia?

Quienes tenemos la aplicación en nuestros teléfonos sabemos que en alguna de estas ideas nos hemos sentido identificados. Pero, ¿qué es lo que ha hecho esta aplicación? ¿Sólo nos ayuda a publicar fotos con algún tipo de efecto hipster? 

No, estamos de acuerdo en que nos encanta darle a nuestro muro ese toque artístico, pero si le damos una segunda vuelta  a la idea, también nos ha ayudado a comprender que el trabajo del fotógrafo es mucho más que tomar la foto e imprimirla.

Cuando tomamos esa imagen del cielo a punto de llover, buscamos el ángulo perfecto, la luz idónea y el momento justo para inmortalizar aquel segundo. Lo mismo con la comida, el café, los amigos y la vista nocturna de un piso 20 en el carrete del fin de semana. Créanme, los viernes es 100% seguro ver en Facebook la foto de la botella de vino, el whisky del amigo y la cerveza del carrete de aquel ex compañero de universidad.

Todos quienes ocupamos Instagram queremos ser elogiados por la fotografía que sacamos, el acierto periodístico, la curiosidad del día o la imagen encantadora de la noche. Y la pregunta es, ¿cuándo nos convertimos en unos adictos de la fotografía? Mucho conocemos de la pintura, si me preguntan nombres Dalí, Picasso, Monet, Guayasamín, Botero, entre otros vienen a mi mente de forma inmediata, pero si me dicen fotografía, lo confieso, me cuesta un poco más, y Tunick es el que viene al recuerdo más rápido, y luego con un poco más de esfuerzo Brandt, Abbott, Castell, Beaton (lo sé, mis gustos son más bien clásicos).

No podemos negar esa realidad. Si no eres un fotógrafo profesional o un aficionado o experto de ella, no recordarás muchos más nombres que yo, pero sí nos creemos los fotógrafos más top del país, con más visión, mundo y clase. Y eso es Instagram, nos regala la oportunidad de conocer ese mundo artístico, de captar con estilo los momentos que creemos deben ser imborrables a nuestros ojos.

Ante esto, obviamente el pez más grande y gordo de la Red no podía quedar fuera y se hizo sentir. Facebook, compró Instagram en una suma de dinero no menor, puesto que en esa red social, solo el año pasado, se publicaban alrededor de 250 millones de fotografías diarias y con la compra de esta App, se esperaba un crecimiento de 150 millones más. Sin duda alguna la fiebre por la fotografía está más fuerte que nunca.

El éxito de esta aplicación se debe a lo fácil que es usarla. Imagínense que Instagram llegó a publicar más de 100 millones de fotos en 8 meses (contando desde que comenzó su era), sin ir muy lejos, Flickr logró ese hito en menos de 2 años. Es una locura creer que por cada segundo que pasa, se suben más de 15 fotografías en el mundo a través de esta sencilla App, lo que significa que más de 900 fotos por minuto son publicadas en las diferentes redes sociales. Si el tema es súper sencillo, Instagram convierte tus fotos amateurs en imágenes profesionales y uno, como un simple mortal con una cámara en la mano, se siente increíble y cool.

Según las estadísticas, con esta app se han subido ya más de 1000 millones de fotografías y por cada segundo que pasa un usuario se integra a esta comunidad ¿Por qué nos gusta tanto fotografiar las cosas, momentos o personas? O mejor, ¿por qué nos gusta tanto publicarlas?

Yo asumo mi adicción, y cada vez que puedo subo la fotografía del momento que estoy viviendo, con quien estoy compartiendo o lo que estoy comiendo. Me gusta contarlo. Y también confieso que Instagram ayudó mucho a potenciar esta afición fotográfica que envuelve mi diario vivir.

Y de ustedes, ¿cuántos usan esta aplicación?

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo