Argentinos temen que inflación se dispare tras el fin del congelamiento de precios

Por

Desde el 1 de febrero y hasta el próximo 1 de abril rige el congelamiento de precios que el gobierno acordó con las principales cadenas del retail, como una medida para controlar la inflación. Sin embargo, los argentinos temen que esto derive en una posterior escalada y que la inflación salte a casi 30% anual.

 

El llamado “Día 61” será la primera jornada tras el fin de la medida, donde se verá qué sucederá cuando productos como alimentos, bebidas, electrodomésticos, entre otros, queden con los valores liberados luego del acuerdo entre la administración de Cristina Fernández y los empresarios.

 

La Universidad Di Tella realizó una encuesta, el que revela los temores de los consumidores trasandinos conforme, quienes esperan que el índice de precios anual  se acerque 30% en 2013, luego del 25% de año pasado, según los datos de consultoras privadas, ya que la cifra oficial indica que fue de 10,8%.

 

Claudia Rodríguez, una vendedora de 35 años que gana el sueldo mínimo de 2.600 pesos argentinos (unos US$ 517), asegura que “el poder de compra de los salarios disminuye mes a mes”.

 

“Para mantener el consumo, hay que actualizar salarios”, advierte Omar Viviani, un líder del sector oficialista de la mayoritaria Confederación General del Trabajo (CGT).

 

La inflación para los argentinos no es algo muy desconocido. Según consultoras privadas, el índice de precios en ese país acumula desde 2003 un alza de más de 300%, tres veces más que el informe oficial.

 

El escenario se torna complejo para Cristina Fernández, tomando en cuenta que este año enfrentará elecciones para la renovación de la mitad de la cámara de diputados y un tercio del senado.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo