La celebración de Jane"s Addiction en el Caupolicán

Por

El de este martes fue el decimosexto y último partido de las eliminatorias transmitido por Chilevisión. Y el proceso, que se inició en octubre de 2011, ha sido de permanentes triunfos para el canal privado, incluyendo sintonías históricas. Fue así una estrategia redonda para el canal asegurarse los derechos de transmisión -obtenidos tras una dura negociación con Canal 13 en octubre de 2011-, pues éstos le han traído algunos ratings históricos.

A modo de dato, la menor sintonía obtenida en los partidos fue para el encuentro Ecuador-Chile del 12 de octubre de 2012, con sólo 27 puntos de promedio.

Y el de este martes era probablemente el más importante de todos los encuentros, y la sintonía lo reflejó, alcanzando un promedio de 50,6 puntos y un peak de 60. Pese a todo, esa impresionante cifra no alcanzó el récord del canal, obtenido el 11 de junio de este año en el partido Chile-Bolivia, que marcó 51,4 puntos de promedio, con un peak de 64,4, y se dio el lujo de dejar dos canales de la competencia (Mega y Canal 13) en un punto.

Cabe recordar que este encuentro fue no sólo el último partido de las eliminatorias sino también el último de Chilevisión, ya que los partidos del Mundial mismo serán transmitidos por Canal 13 y TVN, y las Clasificatorias del mundial de Rusia 2018 las transmitirá, tras un millonario contrato, Mega.

Publimetro

 

" class="gi" />
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • . Imagen Por:
  • El marco era bastante inusual en el Teatro Caupolicán. El público sentado viendo el trascendental partido de la selección Chilena mientras esperaba el inicio del reencuentro de Jane’s Addiction con el público nacional.

    Tras el pitado final se vino la fiesta en todo Chile y en el Caupolicán no fue la excepción. Perry Farrell y Dave Navarro acompañado del resto de la banda saltó a escena a las 23 horas, ante un público que sólo quería celebrar.

    El dueño de Lollapalooza armó su propio festejo sobre el escenario, donde el tequila y las botellas de cerveza fueron protagonistas en una noche donde repasaron éxitos como “Just Because”, “Been Caught Stealing”, “Stop” y “Jane Says” en un show que duró poco más de una hora y quince minutos.

    Sólo a modo de anécdota quedan los problemas que tuvo Dave Navarro con la amplificación de su guitarra y la gastada voz de Farrell, ya que el sentido de fiesta primó por sobretodos esos “detalles”.

    Por: Andrea Herrera R. / Publimetro

    Contenido Patrocinado