EEUU: A tres años de sufrir tiro en la cabeza ex política se lanzará en paracaídas

Por EFE

La ex congresista demócrata estadounidense Gabrielle Giffords, que resultó gravemente herida tras recibir un disparo en la cabeza en un tiroteo en Tucson (Arizona) el 8 de enero de 2011, se lanzará en paracaídas hoy en Arizona para conmemorar el tercer aniversario de este suceso.

Según informó la cadena NBC, Giffords, de 43 años, celebrará los avances que ha conseguido en su recuperación volviendo a practicar una de las aficiones que tenía antes del tiroteo y que había abandonado desde entonces.

La exlegisladora por Arizona fue herida en un tiroteo en el que murieron seis personas, entre ellas una niña de nueve años y un juez federal, y otras 12 sufrieron lesiones, durante un encuentro con sus votantes a las puertas de un supermercado de Tucson, su ciudad natal.

La bala le atravesó el cráneo y el hemisferio izquierdo del cerebro -donde se encuentran las capacidades motrices-, y tuvo que ser operada en varias ocasiones, una de ellas para retirarle algunos fragmentos de hueso desprendidos a causa del impacto de la bala que estaban empujando el ojo derecho hacia abajo.

Su vuelta al paracaidismo, en la que estará asistida por una antigua integrante del grupo de fuerzas especiales Navy Seal con quien saltó años atrás, será la culminación de un proceso de rehabilitación que Giffords contó en un artículo publicado hoy en el diario The New York Times.

En su artículo, la excongresista, quien dejó su cargo en la Cámara de Representantes en 2012, subrayó que ha conseguido volver a mover su brazo derecho, que quedó paralizado por sus heridas, al igual que la pierna derecha, y reconoció que le cuesta hablar y que tiene problemas de visión.

“Había planeado pasar los 40 continuando mi servicio público y empezando una familia. (…) En lugar de eso, he pasado los tres últimos años volviendo a aprender cómo hablar y andar. Tuve que aprender a firmar con mi brazo izquierdo”, apuntó Giffords.

“La rehabilitación es infinitamente repetitiva. Y nunca es fácil, porque una vez que dominas un movimiento o acción o palabra, no importa cuán pequeño sea, pasas al siguiente. Nunca descansas”, explicó la exlegisladora.

Sin embargo, Giffords destacó que, tras salvarse de una “muerte casi segura causada por una bala asesina”, recibió “la oportunidad para una nueva vida” y que encontró la motivación para conseguir “un propósito mayor” a raíz de la matanza de Newtown (Connecticut) de diciembre de 2012, donde murieron 20 niños y seis adultos.

Tras este suceso, la excongresista y su marido, el astronauta retirado Mark Kelly, fundaron Americans for Responsible Solutions, una organización que pretende “cambiar las leyes y reducir la violencia de las armas”.

Según Giffords, para conseguir un mayor control de las armas hay que ir “paso a paso”, como en su rehabilitación.

“Mi resolución, igual que la de la vasta mayoría de estadounidenses que saben que podemos y debemos ser más seguros, es no ceder terreno ante aquellos que nos quieren convencer de que el camino es demasiado empinado o nosotros demasiado débiles”, concluyó.

El expresidente de Estados Unidos Bill Clinton agradeció a Giffords que compartiera su historia y compromiso en un mensaje en su cuenta de Twitter, donde también señaló que “el coraje puede vencer a la parálisis”.

“Gabby, estamos contigo”, añadió Clinton.
 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo