Fotos: Las más hermosas modelos plus-sized

Por Raquel Lopez

En 2006, Jean-Paul Gaultier y John Galliano contrataron a modelos de tallas grandes para sus pasarelas; Gaultier volvió a hacerlo en 2011 y el artista Mark Fast lo hizo en sus colecciones de otoño 2010, 2011 y primavera 2012. Cada vez más personas del mundo de la moda reclutan a mujeres ‘normales’ para exhibir sus prendas. Estas son algunas de esas mujeres (cuyas fotos podrán encontrar en la galería):

Robyn Lawley. La modelo australiana comenzó su carrera a los 15 años como modelo tradicional, pero a los 18 años decidió dejar de esforzarse para bajar de peso y consagrarse como una talla grande.

Crystal Renn. Comenzó su carrera a los 14 años. Por el estrés de mantener su figura, padeció anorexia nervosa. Después de evaluar su dieta y mejorar su salud, decidió ofrecer sus servicios como modelo de talla grande.

Denise Bidot. Esta puertorriqueña ha trabajado con Forever 21, Glamour, Vogue y Target. Trabajó como actriz hasta que entró al mundo del modelaje plus-size.

Fluvia Lacerda. La brasileña dejó su país natal para consagrarse en el mundo de la moda. Ha aparecido en Vogue y en la revista Bust.

Jennie Runk. Cuando la descubrieron, le dieron dos opciones: debía bajar un poco de peso para ser modelo tradicional o subir un poco de peso para ser modelo plus-sized. La joven estadounidense decidió aumentar unos kilos.

Justine LeGault. Esta canadiense conquistó al mundo cuando apareció en la portada de Elle Quebec, en 2013. Causó tanto revuelo, que escribió un artículo sobre su experiencia para el sitio de la BBC. En él, escribió: “Creo que la belleza depende de la auto-confianza, es más que sólo apariencia”.

Saffi Karina. La corrieron de una agencia de modelaje por haber subido de peso y decidió cambiar su carrera y celebrar sus curvas. Fundó una organización llamada Curve Project para educar y apoderar a jóvenes para ser felices con su cuerpo.

Tara Lynn. En entrevista con Complex, la joven aseguró que sufría por su gran talla durante la adolescencia. Ahora es una de las mujeres más bellas de la industria de la ropa.

Tess Munster. Ella no sólo es modelo, en su sitio web se denomina una “maquillista y activista ‘body positive’”. Debió abandonar la escuela por ser víctima de bullying, pero gracias a esto logró encontrar su vocación como estilista, que la llevó a la industria de la moda. Ha aparecido en Vogue Italia, Refinery 29 y Huffington Post.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo