Ratifican condena a culpables por secuestro y desaparición de sacerdote inglés en 1973

Por

Es defintivo. La Corte Suprema confirmó las condenas que recibieron José García Reyes, Héctor Palomino López y Manuel Leiva Valdivieso, por el caso de la muerte y posterior desaparición del sacerdote de origen inglés, Michael Woodward Ireberrey durante octubre de 1973.

Los tres encausados pertenecían a la Armada cuando ocurrieron los hechos y la Corte de Apelaciones de Valparaíso los consideró culpables tanto por el secuestro y por la desaparición. De esta forma, Héctor Palomino López y José García Reyes recibieron penas de prisidio por 3 y 5 años, respectivamente, sin derecho a optar a beneficios. Manuel Leiva Valdivieso, por su parte, fue condenado a 5 años y un día, pero debido a la enfermedad mental que padece, permanece en cuidado de un familiar.

La desaparición de Michael Woodward habría ocurrido el 22 de septiembre de 1973, fecha en que el sacerdote fue secuestrado por uniformados de la Armada en su mismo domicilio, para luego ser trasladado a la Universidad Técnica Federico Santa María, a la Academia de Guerra Naval y a la Escuela Buque Esmeralda. En esos recintos habría sufrido torturas y, de hecho, habría fallecido en el último lugar. Sus restos aún no han sido encontrados. 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo