Línea 6: Metro aduce incumplimiento de los plazos y empresa constructora reclama que decisión es "arbitraria e injustificada" 

Tras la  paralización de las obras en los tramos 1 y 2 de la nueva Linea 6 del transporte subterráneo, la empresa constructora se defiende declarando que los palzos se están cumpliendo y que "tienen un avance de ejecución del 58 por ciento".

Por Daniel Inostroza

Las obras para la realización de la Línea 6 del transporte metropolitano subterráneo, que comprende el tramo desde la futura estación Cerrillos hasta la combinación con Línea 1 en Los Leones, han sido paralizadas.

Esto por que Metro ha decidido terminar la relación contractual con la empresa constructora Metro 6, que estaba encargada de la construcción de los tramos 1 y 2 de la nueva Línea 6, correspondientes a las estaciones Cerrillos, Lo Valledor, Club Hípico, Bío Bío, Franklin y Ñuble,  alegando que la determinación se ha tomado para “asegurar el cumplimiento de la puesta en marcha de las nuevas Líneas 3 y 6 en los plazos establecidos por la autoridad”.

Metro alega que “esta decisión se adoptó luego de comprobar que la empresa no estaba cumpliendo con el programa propuesto que se adjudicó la licitación pública, ni con obligaciones contractuales relacionadas a la ejecución de las obras”.

Al respecto, el gerente de desarrollo de proyectos de Metro de Santiago, Jaime Adasme, explicó que “la empresa tiene un compromiso con la ciudad de Santiago de construir las nuevas Líneas 3 y 6 en los plazos comprometidos, para que así los habitantes de las once comunas involucradas en su trazado comiencen a ser uso de sus beneficios”.

En la empresa, sin embargo, alegan que la decisión es “arbitraria e injustificada”, ya que “las obras tienen un avance de ejecución del 58 por ciento y están a sólo 39 metros de unir el túnel de S. Ignacio con la Estación Franklin”.

Además, declaran que las decisión es equivocada porque “los supuestos atrasos” responden a cambios que ha realizado la propia empresa de transporte, y que se deben a “los hallazgos arqueológicos y a los problemas geológicos, que produjeron un aumento de los plazos y de los costos en la ejecución de las obras, que no son en ninguna manera responsabilidad de la empresa constructora”.

Finalmente, Metro ha señalado que la “ejecución de las obras no realizadas se adjudicarán a contratistas que actualmente trabajan en la construcción de las nuevas líneas, minimizando el riesgo de mayores incumplimientos”.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo