Ocde estima que Chile crecerá solo un 1,9% este año

Por

 

EFE/DiarioPyme

 

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (Ocde) revisó a la baja sus previsiones económicas, lo que incluye a los dos países miembros de Latinoamérica, Chile y México, que en cualquier caso van a tener una de las recuperaciones más sólidas del mundo desarrollado en los dos próximos años.

 

En su informe semestral de Perspectivas publicado este martes, la Ocde se mostró todavía más optimista sobre la evolución en Colombia, país candidato a la adhesión, mientras que se manifestó cauto sobre la gran potencia de la región, Brasil, a la que pide una importante serie de reformas.

 

Respecto a nuestro país, la entidad multilateral corrigió a la baja sus cálculos por efecto del choque exterior que ha sufrido desde mediados de 2013, en particular por el recorte de la demanda de China, que se ha traducido en un bajón de los precios del cobre.

 

De esta manera, el PIB nacional avanzará un 1,9% este año, en lugar del 3,6% augurado hace seis meses; un 3,2% en 2015 (frente al 4,2%) y un 3,7% en 2016, dijo el organismo.

 

Los autores del informe estimaron que el repunte de la inflación por la devaluación del peso – hasta un peak del 5% en octubre – es un fenómeno puntual, de forma que el índice de precios al consumo se moderará hasta una media del 3,6% en 2015 y al 2,1% en 2016.

 

Además, señalaron que el Gobierno dispone de margen para, si hiciera falta, prolongar los estímulos fiscales para reactivar la economía, siempre a condición de que los precios del cobre no bajen a largo plazo.

 

En tanto para México, se siguió la misma pauta negativa, calculando un crecimiento del 2,6% este año en lugar del 3,4% anticipado. Pero tanto en 2015 con un 3,9%, como en 2016 con un 4,2%, se convertirá en el miembro de la organización con el ascenso del PIB más pronunciado, por delante de Corea del Sur.

 

Fuera de la Ocde, China va a experimentar una ralentización (el alza del PIB pasará del 7,3% este año al 7,1% el próximo y al 6,9% el siguiente) que el secretario general de la organización, el mexicano Ángel Gurría considera “bienvenida” porque es “más sostenible”.

 

Mientras que el pronóstico es algo más severor respecto a Brasil, al que le estiman un crecimiento de 0,3% en 2014 (en lugar del 1,8% que habían anticipado en mayo) y de 1,5% en 2015 (frente al 2,2%), de forma que habrá que esperar a 2016 para llegar a un ritmo de subida del 2%.

 

El conocido como “Club de los países desarrollados” insistió en que a Brasil le hace falta “más disciplina fiscal” en los próximos ejercicios para reducir la deuda pública, pero también un endurecimiento de la política monetaria ante las presiones inflacionistas, y eso pese a una evolución decepcionante de la actividad.

 

También aconsejó más inversión en infraestructuras, menos barreras aduaneras y menos burocracia para las empresas, así como una reforma del sistema fiscal brasileño, considerado demasiado oneroso.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo