Diputados de Renca denuncian irregularidades en concurso de cerros isla de la Intendencia Metropolitana

Los representantes del distrito 17, Karla Rubilar y Daniel Farcas, llegaron a la Intendencia Metropolitana para requerir a través de la Ley de Transparencia, un informe con los detalles de adjudicación del proyecto al cerro Chena de San Bernardo.

Por Daniel Inostroza

Tras conocerse los resultados del concurso de la Intendencia Metropolitana que convertirá al cerro Chena de San Bernardo en un nuevo parque metropolitano para la capital (VER NOTA), los diputados del distrito 17 (Huechuraba, Conchalí y Renca) Karla Rubilar de Amplitud y Daniel Farcas del PPD, presentaron hoy un requerimiento en la Intendencia Metropolitana, amparándose en la Ley de Transparencia con el objetivo de que se informen los detalles del concurso.

Los parlamentarios acusaron una serie de irregularidades, las que habrían perjudicado la propuesta del cerro Renca.

La diputada Rubilar dijo que “estamos muy tristes porque se ha hecho una injusticia enorme en el concurso de Cerros Isla. Un concurso que fue modificado unilateralmente, por resolución exenta, se modificaron las bases a solicitud de una comuna, que no sabemos cuál”, dijo.

En la misma línea, la parlamentaria de Amplitud explicó que “se extendió el plazo para que una comuna determinada pudiera entregar el proyecto, y se cambió la fecha de adjudicación, la forma en la que iba a ser votada cada una de las propuestas, e incluso uno de los miembros del jurado fue cambiado por otro, a última hora, sin informarlo”.

El requerimiento que ha presentado Rubilar, según cuenta a Publimetro, consiste en conocer los proyectos de los cuatro postulantes finalistas. Además, declara que quiere saber “por qué se modificó el cronograma de las bases y a petición de qué comuna. También conocer qué antecedentes pidieron tras la modificación de la fecha, qué antecedentes les entregaron los proyectos finalistas y qué comuna los entregó”.

Para la diputada también es importante saber cómo se votó, en base a qué criterios y “por qué votaron diez y no catorce integrantes del jurado, además de saber por qué se le permitió votar a alguien en representación del señor (Sebastián) Gray, que es el presidente nacional del Colegio de Arquitectos”.

La diputada declara además que el proyecto del cerro Renca tendría un beneficio directo a un mayor número de personas que los otros cerros, además de esgrimir los problemas de conectividad y accesibilidad que tendría el proyecto del cerro Chena.

Por otra parte, realiza una crítica a la forma en que se licitó este proyecto, señalando que “pensamos que hacer políticas públicas para solucionar los problemas de la gente através de un concurso, nos parece tremendamente errado. En estricto rigor debería medirse por vulnerabilidad y rentabilidad social, y no porque un grupo de arquitectos pinesa que es lo mejor”.

Para el arquitecto Iván Poduje, experto en desarrollo urbano e integrante del jurado que evaluó los cuatro proyectos, “los proyectos estaban bastante parejos y es por eso que Renca sale segundo. Pero, por el beneficio social de la inversión, que comprende la cantidad de personas que va a beneficiar y la falta de áreas verdes, la zona sur de Santiago presentaba muchas más carencias y lejanías a los parques existentes y proyectados que la zona norte, y eso se dijo públicamente en su momento”.

Poduje indica además, que “ambos proyectos tienen los mismos problemas de conectividad. Tanto el Chena como el Renca están cercados por autopistas”.  Respecto de la forma del concurso, que es criticada por Rubilar, el representante del jurado evaluador indica que “la población del área de influencia del cerro Chena es tres veces mayor que la de Renca y la reantabilidad social es directamente proporcional a la población beneiciada y la cantidad de áreas verdes”.

Además, agrega que “los concursos se utilizan para asignar proyectos del Estado desde hace mucho tiempo y si las autoridades quieren cambiar eso hay que discutirlo, pero si vamos a hablar de rentabilidad social fijémonos objetivamente en la población beneficiada, en la cantidad de áreas verdes y en la cercanñia, que fue lo que inclinó la balanza hacia el cerro Chena”.

Este requerimiento tiene un plazo de 20 días hábiles, donde la diputa de Renca pretende recibir la información y lograr que “se financien los dos proyectos que cumplían con todos los requerimientos”.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo