Accidentes de tránsito: Autoridades llaman a no seguir aumentando la cifra de niños fallecidos

En 2013 murieron 49 niños de entre 0 y 8 años en accidentes de tránsito, lo que representa un 3% de las personas fallecidas en este tipo de siniestros en el país, mientras se registraron 3.268 lesionados de esa edad, con heridas de diversa consideración.

Por publimetro

Durante la primera quincena del 2015 el número de fallecidos por accidentes de tránsito ya llega a 58 y sólo durante el fin de semana se registraron 20 fallecidos. Entre las víctimas fatales, se cuentan varios menores por lo que las autoridades insistieron en la necesidad de aumentar las medidas para un transporte seguro en la temporada de vacaciones.

En este sentido, el Ministerio de Transportes, en conjunto con la Comisión Nacional de Seguridad de Tránsito y la Junta Nacional de Jardines Infantiles reiteraron la necesidad de un correcto uso de las sillas de bebé al momento de viajar, especialmente cuando se considera que la primera causa de muerte en Chile de niños entre 0 y 14 años son los accidentes de tránsito.

El subsecretario de Transportes, Cristián Bowen, afirmó que “es éticamente inaceptable que debamos lamentar la muerte de ninguna persona por accidentes de tránsito y más aún cuando se trata de nuestros niños y niñas”. Además, la autoridad de Gobierno hizo un llamado a que los padres se informen y se preocupen sobre el correcto uso de las sillas para menores. “Así como nos preocupamos del correcto uso del cinturón de seguridad, es también nuestra responsabilidad como padres, velar por el correcto funcionamiento de los sistemas de seguridad para nuestros hijos”.

Por su parte, la Secretaria Ejecutiva de Conaset, Gabriela Rosende señaló que “el principal desafío que tenemos como país es crear conciencia en las personas en general y en los padres conductores en particular. Si llevamos a un niño en el auto, éste debe ir siempre en los asientos traseros y usando sistema de retención adecuado según su peso, edad y estatura, ya que reduce drásticamente las posibilidades de lesión en un siniestro de tránsito”.

Cifras negras

El llamado de las autoridades responde a la preocupación del Gobierno por este tema, ya que en Chile la primera causa de muerte de niños entre 0 y 14 años, son los accidentes de tránsito. De hecho, de los niños entre 0 y 8 años víctimas de accidentes de tránsito, el 49% de los fallecidos y el 71% de los lesionados son pasajeros de vehículos motorizados.

En 2013 murieron 49 niños de entre 0 y 8 años en accidentes de tránsito, lo que representa un 3% de las personas fallecidas en este tipo de siniestros en el país, mientras se registraron 3.268 lesionados de esa edad, con heridas de diversa consideración.

En el caso de los niños o bebés, la silla o sistema de retención infantil es el elemento que puede hacer la diferencia en las consecuencias de un accidente de tránsito, por eso es fundamental insistir en la importancia de utilizar la silla de seguridad, ya que constituye el sistema de protección infantil más eficiente dentro de un automóvil.

Es de vital importancia que la silla se instale de forma correcta, para que efectivamente se transforme en un elemento que salva vidas. Estudios publicados por la OMS indican que los sistemas de retención infantil correctamente instalados previenen entre un 50% y un 80% de las lesiones mortales y graves de los niños y niñas pasajeros ante un accidente de tránsito.

Por otra parte, la Ley de Tránsito prohíbe el traslado de menores de 8 años de edad en los asientos delanteros de los vehículos. Deben transportarse en el asiento trasero, utilizando siempre el cinturón de seguridad o sistema de retención infantil adecuado. Además, obliga a los automovilistas a transportar a los menores de 4 años en elementos de retención para niños(as).

En verano las leyes del tránsito se mantienen

Por esta misma razón, el director de la carrera de Ingeniería en Prevención de Riesgos de la Universidad Andrés Bello, José Antonio Llanos, sostiene que en vacaciones es imprescindible mantener una cultura preventiva, porque tal como demuestra  la experiencia no es suficiente reducir solamente los números de fallecidos, sino que como sociedad es necesario insistir en la conducción responsable, lo que se traduce en una cultura preventiva de los conductores.

“Dadas estas estadísticas es necesidad de que haya mejores conductores, sobre todo cuando el incremento del parque vehicular en esta fecha aumenta. El problema no es sólo de intervención de los organismos e instituciones oficiales sobre los problemas de tránsito, la solución descansa imprescindiblemente en la contribución personal que cada conductor haga para mejorar la situación general, realizando cada vez un viaje perfecto”, dice el académico.

En cuanto a la seguridad infantil, el académico de la U. Andrés Belloe advierte que muchos padres se confían en la conducción de lugares conocidos o cercanos al hogar por lo que insiste en el uso de la seguridad de los menores. “No viaje con niños en brazos. Ya que el 70% de los accidentes ocurren en tramos o trayectos cortos, a una velocidad promedio de 50 kilómetros por hora, sumado a ello, la tendencia instintiva al momento de un choque es abrir los brazos para frenar el impacto, que en el caso de llevar a un menor en los brazos como copiloto, será soltado al instante. Asimismo, evite transportar niños en la parte posterior de las camionetas o en la tercera corrida de asientos de los station wagon, ya que estas zonas están preparadas para absorber energía en caso de impacto trasero”.

Finalmente, el director de la carrera de Prevención de Riesgos UNAB, indica que no se deben transportar objetos contundentes sueltos al interior del vehículo, ya que en caso de accidentes estos elementos se transforman en verdaderos “proyectiles”

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo