Camionero involucrado en fatal atropello de Carabinero: “Fue una cosa de segundos"

Por publimetro

Eduardo Paillamil, el camionero que estuvo involucrado durante la noche de ayer en el momento en que el senador y presidente del PPD, Jaime Quintana, atropelló al cabo de Carabineros Jonathan Garrido, señaló que “fue una cosa de segundos…”

En esa misma línea, el transportista precisó que “al momento del control me adelantaron en una camioneta de Carabineros, me detuve y ellos se pararon 10 metros más allá. Este joven, no sé si alguna vez había hecho algún control, se baja con la escopeta y se para al lado mío, pero en el medio de la calle. Me apunta y me dice ‘bájate hueón’, y ahí no lo vi más porque lo pescó el auto”.

Agregó además que Garrido se encontraba usando un traje verde oscuro, sin ninguna prenda resaltante, “y lógicamente con la oscuridad, no se ve”, dijo, según reproduce Emol.

“Él no andaba con reflectante, con nada(…)seguramente no lo vio el hombre, porque como el carabinero se bajó de la camioneta corriendo, se paró en la calle y me apuntó… ni miró si venía algo. Imagínese se le escapa el tiro cuando me tenía apuntado, cuando le pegó el choque el auto, me mata”, consignó.

Asimismo, añadió que “yo no me podía sacar el cinturón de seguridad, me bajé y ya estaba toda la gente ahí, yo como que me quedé cortado, arriba sentado (…)cuando me bajé le empezaron a prestar auxilio en el suelo, pero de ahí no supe más, porque me llevaron detenido a Temuco”.

Paillamil, quien quedó con firma mensual por 90 días, reconoció haber bebido dos cervezas, pero desmintió el haber puesto resistencia al cabo Garrido. Recalcó además que el zigzagueo del camión fue “porque me corrí a la orilla, y como ese camino no tiene berma ni nada, entonces las ruedas de atrás cayeron a la orilla (…) (El cabo de Carabineros) debió haberse parado frente a mi camión y no al medio de la calle (…) Si el procedimiento hubiese sido distinto, a él no le habría pasado nada”.

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo